La esterilización

Incluido en la revista Ocronos. Vol. VI. Nº 2–Febrero 2023. Pág. Inicial: Vol. VI; nº2: 266

Autor principal (primer firmante): Marlene Ramos Martín

Fecha recepción: 30 de enero, 2023 

Fecha aceptación: 26 de febrero, 2023 

Ref.: Ocronos. 2023;6(2) 266

Autores:

  1. Marlene Ramos Martín
  2. Rumyana Georgieva Ivanova
  3. María Isabel Gil Corral
  4. María Pilar Díez Bueno
  5. Álvaro Aznar Marzo
  6. Belén Rodríguez Lorente

Palabras clave: esterilización | materiales | proceso | esterilizados | unidad | empaque | técnicas | complejidad | envasado | almacenamiento |

Introducción

La esterilización es «el proceso de matar todos los microorganismos (patógenos y no patógenos) y formas resistentes (esporas)». Los métodos utilizados para este proceso deben asegurar la destrucción completa de todas las formas de vida, ya sea en la superficie o en el interior del objeto a esterilizar, para que sea estéril.

Publica TFG cuadrado 1200 x 1200

La esterilización de materiales representa un punto clave en la prevención de infecciones nosocomiales, ya que es uno de los medios de probada eficacia para el control de infecciones nosocomiales.

Por lo tanto, la central de esterilización contribuye particularmente a la prevención de la infección al garantizar la seguridad. En cuanto a la esterilidad, proporciona el control de los materiales hasta el final del servicio proporcionando estándares y protocolos que deben seguir el resto de servicios del hospital.

Las particularidades de los métodos y técnicas de esterilización, y la complejidad de los materiales procesados, establecen la necesidad de unidades de esterilización para programar la necesidad de materiales esterilizados de los diversos servicios en base a estas condiciones.

Las prácticas inadecuadas de esterilización plantean riesgos higiénicos, infecciones nosocomiales, consecuencias económicas derivadas de la propia infección y degradación del material, y riesgos de responsabilidad legal.

El objetivo de la esterilización es destruir completamente la población microbiana presente en los materiales sometidos a este proceso para que no se conviertan en factores de riesgo de infección.

En este proceso, el personal auxiliar de Enfermería juega un papel protagonista y fundamental en el desarrollo de todos los procesos, desde la limpieza inicial de los materiales hasta el envasado y esterilización, de principio a fin.

La unidad de esterilización

La unidad de esterilización tiene como función proporcionar materiales esterilizados en condiciones óptimas de uso para todos los servicios del hospital. El funcionamiento de este servicio se puede visualizar de forma centralizada. Porque la mayoría de los hospitales recomiendan centralizar todos los materiales que necesitan someterse al proceso de esterilización por razones de economía y eficiencia.

publica-articulo-revista-ocronos

Se beneficia del uso racional de personal calificado en todos los temas y técnicas de esterilización, armonización de estándares, promoción de la coordinación de procedimientos y equipos, y provisión de normas, reducción del inventario de servicios y ahorros significativos en materiales., evitar la duplicidad de equipos, planificar mejor las previsiones de compra, reducir pérdidas y roturas y gestionar el uso de materiales escasos.

Una unidad estéril hospitalaria debe ubicarse donde pueda comunicarse fácilmente con todas las unidades clínicas, principalmente las unidades quirúrgicas. La comunicación es directa, horizontal o vertical, siendo el quirófano el principal cliente de esta unidad.

El área de esterilización consta de tres áreas claramente definidas donde se desarrollan actividades específicas. El primero es el área sucia donde se realizan las actividades de recepción, clasificación, descontaminación y limpieza del material sucio. La suciedad no debe acumularse en esta área.

La clasificación y la descontaminación deben realizarse de inmediato. La segunda es la zona de limpieza o pre esterilización, que debe estar separada de la zona de limpieza. Se realizan operaciones para recibir material limpio, empacar el material y cargarlo en varios esterilizadores.

Debe disponerse de espacio suficiente y salas adecuadas para la preparación y clasificación de instrumentos y materiales. En las inmediaciones se ubicará un almacén de suministro de materiales de embalaje. En el acondicionamiento de los artículos a procesar se utilizan los siguientes materiales de empaque: materiales textiles, papel crepé o pergamino, bolsas mixtas de poliamida y papel, bolsas de papel kraft y diversos tipos de envases.

Los autoclaves de vapor se encuentran en el área de esterilización. Estos son dispositivos de entrada dual instalados en campo integrados en una pared cerrada del piso al techo. Los esterilizadores de aire caliente tienen dispositivos similares.

Para esterilizadores de óxido de etileno y cámaras ventiladas, dada la toxicidad de este producto estéril, utilizar las siguientes medidas de seguridad Medidas de protección de los trabajadores: Guantes y mascarillas en la descarga.

Finalmente, la zona estéril es el área de almacenamiento de materiales después de la esterilización. Esta área de almacenamiento para artículos procesados en hospitales y otros artículos estériles debe tener acceso restringido desde otras unidades de suministro y nunca debe usarse como área de tránsito.

Así, se realizan descargas de material esterilizado, almacenamiento y distribución de material esterilizado. En cuanto a la organización de la central de esterilización, cabe señalar que la organización estructural es fundamental para el buen funcionamiento de la central de esterilización.

La situación ideal es aquella donde se cumplen algunas reglas generales al respecto. Esto se puede resumir de la siguiente manera.

  • Cada área requiere acceso a la comunicación con el exterior.

  • Las áreas sucias y estériles deben estar conectadas por una doble entrada con un sistema que impida que ambas puertas se abran al mismo tiempo.

  • Los vestuarios y áreas de servicio deben estar ubicados fuera del área estéril y el personal debe entrar y salir por un acceso unidireccional.

La sencillez de los circuitos de comunicación, tanto para la recepción de material sucio como para la dispensación de material estéril, debe tenerse en cuenta a la hora de elegir la ubicación de la unidad central de esterilización. Siguiendo sus indicaciones, estos circuitos se pueden diseñar de la siguiente manera:

  • Vertical: a través de montacargas especiales con la precaución de que los correspondientes al material estéril deben estar lo más lejos posible de los del sucio

  • Horizontal: Se trata de transportar materiales mediante carritos. En general, es muy difícil obtener circuitos completamente dedicados a materiales estériles.

Bibliografía

  1. de vida microbiana incluidas esporas. E es la CD o. E de TF. Métodos y técnicas de esterilización [Internet]. Ehu.eus. [citado 27 de enero de 2023]. Disponible en: http:// www.oc.lm.ehu.eus/Departamento/OfertaDoc ente/PatologiaQuirurgica/Contenidos/ SEMINARIO%202.pdf
  2. Marcon M. El protocolo de esterilización [Internet]. Euronda Pro System. 2020 [citado 27 de enero de 2023]. Disponible en: https://prosystem.euronda.es/el-protocol o-de- esterilizacion/
  3. Minsal.cl. [citado 27 de enero de 2023]. Disponible en: https://www.minsal.cl/wp- content/uploads/2017/10/Norma-t%C3%A9cni ca-de-esterilizaci%C3%B3n-y-
  4. DAN-13-10 -2017.pdf
  5. Márquez N. Central de Esterilización: El corazón de los quirófanos [Internet]. Diario de Sevilla. 2019 [citado 27 de enero de 2023]. Disponible en: https://www.diariodesevilla.es/ sevilla/central-esterilizacion-hospital- virgen-rocio-quirofanos-video_0_132586 7563.html
  6. Rodríguez González M. Riesgos laborales en el departamento de esterilización y su prevención. Medwave [Internet]. 2005 [citado 27 de enero de 2023];5(7). Disponible en: https://www.medwave.cl/2001-2011/2788.ht ml
  7. Rodríguez G. M, Pérez G. M, Valdés F. M. Flujograma de trabajo en la central de esterilización: algunas consideraciones. Medwave [Internet]. 2004 [citado 27 de enero de 2023];4(4). Disponible en: https://www.medwave.cl/2001-2011/2678.ht ml