Trastorno obsesivo compulsivo: revisión bibliográfica

Incluido en la revista Ocronos. Vol. III. Nº 3 – Julio 2020. Pág. Inicial: Vol. III;nº3:269

Autor principal (primer firmante): Eva Pelegrín Hernando

Fecha recepción: 23 de junio, 2020

Fecha aceptación: 14 de julio, 2020

Ref.: Ocronos. 2020;3(3):269

Autoras:

Eva Pelegrín Hernando, Graduada en Enfermería. Hospital Universitario Miguel Servet, Zaragoza, España

María Blasco García. Graduada en Terapia Ocupacional. Universidad de Zaragoza, España.

publica-TFG-libro-ISBN

Palabras clave: trastorno de ansiedad, trastorno obsesivo compulsivo, TOC, ansiedad.

Key words: anxiety disorder, obsessive compulsive disorder, OCD, anxiety.

Resumen

El trastorno obsesivo compulsivo es uno de los trastornos de ansiedad más incapacitantes. Para la realización de este trabajo se han planteado los objetivos de:

Objetivo general: Realizar una búsqueda bibliográfica sobre el trastorno obsesivo compulsivo.

Objetivos específicos:

  • Describir factores de riesgo para desarrollar el trastorno obsesivo compulsivo.
  • Describir el tratamiento efectivo para el trastorno obsesivo compulsivo.

El trastorno obsesivo-compulsivo (TOC) es un trastorno de ansiedad que consiste en presentar pensamientos (obsesiones) y rituales (compulsiones) una y otra vez sin poder evitarlo.

El tratamiento que mejores resultados ha generado para todas las formas del TOC es la terapia cognitiva conductual (TCC). Desafortunadamente, muchos profesionales de la salud mental no tienen esta clase de entrenamiento.

Es necesario hacer más hincapié en la formación de los profesionales para hacer frente a los trastornos de ansiedad, ya que hoy en día cada vez son más personas las que sufren de estos trastornos en menor o mayor gravedad.

Abstract

Obsessive compulsive disorder is one of the most disabling anxiety disorders. To carry out this work, the objectives of:

Course objective: To carry out a bibliographic search on obsessive compulsive disorder. Specific objectives:

  • Describe risk factors for developing obsessive compulsive disorder.
  • Describe the effective treatment for obsessive compulsive disorder.

Obsessive-compulsive disorder (OCD) is an anxiety disorder that involves presenting thoughts (obsessions) and rituals (compulsions) over and over again without being able to avoid it.

The best-performing treatment for all forms of OCD is cognitive behavioral therapy (CBT). Unfortunately, many mental health professionals do not have this kind of training.

It is necessary to place more emphasis on the training of professionals to deal with anxiety disorders, since today more and more people are suffering from these disorders to a lesser or greater severity.

Objetivos

Objetivo general: Realizar una búsqueda bibliográfica sobre el trastorno obsesivo compulsivo.

Objetivos específicos:

  • Describir factores de riesgo para desarrollar el trastorno obsesivo compulsivo.
  • Describir el tratamiento efectivo para el trastorno obsesivo compulsivo.

Metodología

Este trabajo consiste en una revisión integrada, basada en una búsqueda bibliográfica en diferentes bases de datos y páginas webs oficiales, de las que hemos obtenido una serie de artículos de los cuales hemos recogido la información.

Desarrollo

“El trastorno obsesivo-compulsivo (TOC) es un trastorno de ansiedad que consiste en presentar pensamientos (obsesiones) y rituales (compulsiones) una y otra vez sin poder evitarlo.” (1)

Este tipo de trastorno puede ser muy leve y tener secuelas leves en la vida de las personas, pero en los casos más graves, puede ser incapacitante para llevar una vida normal laboral y social.

Normalmente, el trastorno obsesivo-compulsivo se inicia en la adolescencia o en adultos jóvenes. No se conocen con exactitud las causas del trastorno-obsesivo compulsivo, pero hay una serie de factores de riesgo asociados:

  • “Historia familiar: Las personas con un pariente de primer grado (padre, hermano o hijo) que tiene trastorno obsesivo-compulsivo (TOC) presentan un mayor riesgo.
  • Estructura y funcionamiento del cerebro: Los estudios de imágenes demuestran que las personas con TOC tienen diferencias en ciertas partes del cerebro.
  • Trauma infantil como el abuso infantil: Algunos estudios han encontrado un vínculo entre el trauma en la infancia y el TOC.” (1)

“Señales y síntomas del trastorno obsesivo-compulsivo

Las personas con trastorno obsesivo compulsivo tienen pensamientos indeseados (obsesiones) ante los cuales sienten la necesidad de reaccionar (compulsiones).

Algunas personas con este trastorno también tienen un trastorno de tics. Los tics motores son movimientos repentinos, breves y repetitivos, como parpadear excesivamente, hacer muecas faciales, encoger los hombros o sacudir la cabeza o los hombros. Entre los tics vocales más comunes están carraspear la garganta, olfatear fuertemente o hacer ruidos como gruñidos.

Las obsesiones se definen como:

  • Pensamientos, impulsos o imágenes mentales que se repiten constantemente. Estos pensamientos, impulsos o imágenes mentales son indeseados y causan mucha ansiedad o estrés.
  • La persona que tiene estos pensamientos, impulsos o imágenes mentales trata de ignorarlos o de hacer que desaparezcan.

Las obsesiones más frecuentes:

  • Tener miedo a los gérmenes o a contaminarse
  • Tener ansiedad de perder o extraviar algo
  • Preocuparse de que alguna cosa mala le ocurre a sí mismo u a otros
  • Tener pensamientos no deseados y tabúes sobre el sexo, la religión u otras cosas
  • Mantener las cosas simétricas o en orden perfecto

Las compulsiones se definen según los dos aspectos siguientes:

  • Conductas (por ejemplo, lavarse las manos, colocar cosas en un orden específico o revisar algo una y otra vez como cuando se verifica constantemente si una puerta está cerrada) o pensamientos (por ejemplo, rezar, contar números o repetir palabras en silencio) que se repiten una y otra vez o según ciertas reglas que se deben seguir estrictamente para que la obsesión desaparezca.
  • La persona siente que el propósito de estas conductas o pensamientos es prevenir o reducir la angustia, o evitar una situación o acontecimiento temido. Sin embargo, estas conductas o pensamientos no tienen relación con la realidad o son claramente exagerados.

Las compulsiones más frecuentes:

  • Limpiar o lavar excesivamente una parte del cuerpo
  • Mantener o almacenar objetos innecesarios
  • Ordenar o arreglar las cosas de una manera particular y precisa
  • Comprobar repetidamente las cosas, como asegurarse de que la puerta esté cerrada o que el horno esté apagado
  • Contar repetidamente las cosas
  • Querer ser tranquilizado constantemente

Además, se deben cumplir las siguientes condiciones:

  • Las obsesiones o compulsiones consumen mucho tiempo (más de una hora por día), o causan una intensa angustia o interfieren en forma significativa con las actividades diarias de la persona.
  • Los síntomas no se deben al consumo de medicamentos u otras drogas ni a otra afección.
  • Si la persona padece otro trastorno al mismo tiempo, las obsesiones o compulsiones no se pueden relacionar tan solo con los síntomas del trastorno adicional. Por ejemplo, para recibir el diagnóstico del TOC, una persona que padezca un trastorno de la alimentación también debe tener obsesiones o compulsiones que no se relacionen solo con los alimentos.

El diagnóstico también debe indicar si la persona con trastorno obsesivo-compulsivo (TOC) es consciente de que sus pensamientos obsesivos pueden no ser ciertos, o si está convencida de que son verdaderos.” (2,3)

“El tratamiento que mejores resultados ha generado para todas las formas del TOC es la terapia cognitiva conductual (TCC). Desafortunadamente, muchos profesionales de la salud mental no tienen esta clase de entrenamiento.

Algunos estudios muestran que el 85 por ciento de las personas que completan un curso de terapia cognitiva conductual (TCC) experimentan una reducción significativa de los síntomas del TOC.

En muchos casos, esta clase de terapia sola, es altamente efectiva en el tratamiento del trastorno obsesivo-compulsivo (TOC), pero para algunas personas, sin embargo, es más efectiva la combinación de la TCC y medicación. La medicación puede ayudar a calmar y reducir la ansiedad lo suficiente como para que la persona comience su terapia y eventualmente la complete en forma exitosa.

A menudo, la medicación solo se usa en forma temporal hasta que el individuo aprende a manejar los síntomas a través de sus sesiones de terapia.

Los terapistas conductuales cognitivos usan dos técnicas: la terapia cognitiva más exposición y la prevención de respuesta (EPR).

  • Terapia Cognitiva: ayuda al individuo a identificar y modificar patrones de pensamiento que causan ansiedad, angustia o comportamientos negativos, como por ejemplo, el perfeccionismo o la tendencia a sobrestimar el peligro.
  • Exposición y prevención de respuesta (EPR): emplea exposiciones controladas y graduales a situaciones que disparan las obsesiones y compulsiones de la persona.

Con el tiempo, la persona aprende a responder en forma diferente a estos disparadores, lo que lleva a una disminución en la frecuencia de las compulsiones y la intensidad de las obsesiones. Los síntomas del trastorno obsesivo-compulsivo (TOC) a menudo se vuelven tan leves que son fáciles de ignorar y a veces desaparecen.

Esta clase de terapia deliberadamente crea ansiedad con el propósito de mejorar al paciente, pero a un nivel que el paciente está listo para tolerar.

A través de exposiciones reiteradas, los individuos con TOC se dan cuenta que la ansiedad aumenta temporalmente, alcanza su punto más alto y luego disminuye sin realizar las compulsiones. En los casos en los que es imposible crear la situación real que dispara la compulsión, los terapistas pueden usar exposiciones, visualizaciones y grabaciones imaginarias que pueden aumentar efectivamente los niveles de ansiedad para los ejercicios de EPR. Cuando las exposiciones terapéuticas se repiten a través del tiempo, la ansiedad asociada disminuye hasta que es apenas perceptible o hasta que se desvanece totalmente.

Los antidepresivos conocidos como inhibidores selectivos de la recaptación de la serotonina (ISRS) pueden disminuir los niveles de sufrimiento y ayudar a las personas a tener éxito en su terapia.

A menudo los medicamentos se usan de forma temporal hasta que la persona pueda manejar el trastorno solo con la terapia.

Muchos expertos creen que la terapia cognitiva conductual (TCC) tiende a actuar más rápido y a ser más rentable con el transcurso del tiempo que la medicación, y no presenta el riesgo de efectos secundarios.

Las investigaciones también muestran que esta terapia es más efectiva para reducir los síntomas del TOC que solo la medicación. Por estas razones, los proveedores de tratamiento informados animan a las personas a que usen la medicación como suplemento de la terapia cognitiva conductual (TCC), y solo cuando está recomendada.

Los inhibidores selectivos de la recaptación de la serotonina (ISRS) nunca deben retirarse abruptamente, debe de ser poco a poco.

El Trastorno Obsesivo Compulsivo es una condición crónica. Los síntomas se pueden manejar pero a veces vuelven a salir a la superficie de la misma manera o de una forma diferente.

Los terapistas conductuales cognitivos destacan la importancia de seguir con las exposiciones tras finalizar la terapia y enseñan a las personas a reconocer y responder a síntomas nuevos o que ya habían tenido en el pasado, particularmente durante momentos de estrés. Cada cierto tiempo puede ser necesario tener sesiones de refuerzo o actualización para reforzar los logros obtenidos con el tratamiento.” (4)

Conclusiones

El trastorno obsesivo compulsivo es uno de los trastornos de ansiedad más incapacitantes.

Hoy en día no se sabe el tratamiento exacto para tratarlo, pero el tratamiento que mejores resultados ha generado es la terapia cognitiva conductual (TCC), que desafortunadamente, muchos profesionales de la salud mental no tienen esta clase de entrenamiento.

Esto podría ser debido a que los profesionales de salud mental están entrenados para tratar otro tipo de enfermedades mentales más incapacitantes y que más daños ocasionan a los enfermos y a la sociedad, como podrían ser la esquizofrenia o el trastorno límite de la personalidad, entre otras.

Es necesario hacer más hincapié en la formación de los profesionales para hacer frente a los trastornos de ansiedad, ya que hoy en día cada vez son más personas las que sufren de estos trastornos en menor o mayor gravedad.

Bibliografía

  1. Medlineplus.gov [Internet]. Disponible en: https ://medlineplus. gov/spanish/obsessive compulsive disorder.html
  2. nimh.nih.gov [Internet]. Disponible en: https: //www.nimh.nih.gov/ health/publications/ espanol/trastorno-obsesivo- compulsivo /index.shtml
  3. cdc.gov [Internet]. Disponible en: https://www.cdc.gov/ncbddd/ spanish/tourette/ocd.html
  4. Alivio para el TOC Una Guía para Personas con Trastorno Obsesivo Compulsivo. Adaa.org [Internet]. Disponible en: https ://adaa.org/ sites/default/ files/Alivio-para-el-TOC.pdf