Ocronos – Editorial Científico-Técnica

El TCAE ante el enfermo de Parkinson

tcae-parkinson

Incluido en la revista Ocronos. Vol. III. Nº 7– Noviembre 2020. Pág. Inicial: Vol. III;nº7:63

Autor principal (primer firmante): Noelia González Piñera

Fecha recepción: 30 de octubre, 2020

Fecha aceptación: 20 de noviembre, 2020

Ref.: Ocronos. 2020;3(7):63

Autoras: Noelia González Piñera, Verónica Blanco López, María Pilar Holguin Pérez, Cristina Casal García

Introducción

La enfermedad de Parkinson es un trastorno neurodegenerativo del sistema nervioso central que se produce cuando las neuronas se dañan o incluso mueren. La pérdida de dopamina que es producida por las neuronas, da lugar a patrones anormales de activación nerviosa dentro del cerebro, lo que da lugar a que se cause el deterioro del movimiento. En la etapa inicial del Parkinson, el rostro puede tener una expresión leve o incluso nula, posiblemente los brazos no se balanceen al caminar y el habla puede llegar a volverse suave e incomprensible. Los temblores son muy habituales, aunque la enfermedad también puede causar rigidez o disminución del movimiento.

Objetivos

Analizar e identificar los síntomas y los medios que puedan permitir el favorecer una adaptación lo más saludable posible a la enfermedad, tratando así de propiciar una mejor calidad de vida dentro de lo posible y mejorando las capacidades del paciente con Párkinson para el desarrollo de las actividades de la vida diaria. Algunos de los síntomas o complicaciones que pueden derivar de la enfermedad son:

Depresión o cambios emocionales: suele darse en la primera etapa. Es importante tratarlo de manera temprana para facilitar la forma de lidiar con otras dificultades derivadas de la enfermedad de párkinson.

Dificultad para comer y masticar: en etapas avanzadas, la enfermedad afecta a los músculos de la boca, con lo cual la masticación se vuelve difícil. Esto puede conllevar atragantamientos y desnutrición.

Trastornos del sueño: las personas con párkinson a menudo tienen problemas para dormir, lo que incluye también el despertar varias veces durante la noche, despertar muy temprano o quedarse dormidos durante el dia.

Problemas con la vejiga: se puede ocasionar problemas a la hora de contener la orina o tener dificultad para orinar.

Estreñimiento: las personas con enfermedad de párkinson pueden llegar a padecer este síntoma ya que su sistema digestivo funciona de manera más lenta.

Metodología

Se ha hecho una búsqueda en diferentes páginas web acerca de la enfermedad de párkinson, así como en diversas bases de datos como Medline, asociaciónperfetti, clinical key, PubMed.

Resultados

Podemos afirmar que los síntomas más destacados y frecuentes de los enfermos de Párkinson son: temblores rodillas dobladas, inclinación del cuerpo y de la cabeza, trastornos cognitivos y emocionales, alteraciones motoras, síntomas sensitivos o dificultades en la comunicación.

Si se tiene todo esto en cuenta, las indicaciones para tratar a un enfermo de párkinson serían además del tratamiento farmacológico, la rehabilitación física la prevención de caídas, la logopedia, la vigilancia en la alimentación y la higiene y favorecer el autocuidado. Aparte de todo esto es un punto muy importante el propiciar la adaptación psíquica y emocional a través del movimiento. Informar a la familia de las dificultades que presenta el enfermo con el fin de poder actuar de forma adecuada ante cualquier posible complicación que se pueda presentar.

Conclusión

Es interesante atender a la prevención de la enfermedad, aunque a día de hoy no se sabe a ciencia cierta la causa de la aparición del párkinson. Algunos estudios han demostrado que el ejercicio aeróbico regular podría reducir de manera importante el riesgo de poder padecer la enfermedad a largo plazo.

Es de suma importancia poder detectar de manera precoz la enfermedad de párkinson atendiendo a varios síntomas para poder afrontarla de la mejor forma que sea posible. Al ser una enfermedad crónica y progresiva deriva en una situación de dependencia, por lo que tanto la familia como los cuidadores sanitarios deben de estar preparados para los cambios que se producen en cada una de las fases de la enfermedad, adaptándose paulatinamente a las nuevas necesidades del paciente.

Bibliografía

  1. European Parkinson’s Disease Association. www.epda.eu.com.
  2. LÓPEZ DEL VAL, L. J, GURUTZ LINAZASORO, C. Parkinson y Discinesias, abordaje diagnóstico y terapéutico. Madrid: Editorial Médica Panamericana, 2012.
  3. https://conoceelparkinson.org/ cuidados/recomendación -libros-parkinson/
  4. Guía de Práctica Clínica para el Manejo de Pacientes con Enfermedad de Parkinson. Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. Instituto Aragonés de Ciencias de la Salud; 2014. Guías de Práctica Clínica en el SNS. http://www.guiasalud.es/ GPC/GPC_546_Parkinson _IACS_compl.pdf
Salir de la versión móvil