Segunda y tercera líneas de tratamiento de la anafilaxia en el paciente pediátrico: una emergencia médica

Incluido en la revista Ocronos. Vol. V. Nº 10–Octubre 2022. Pág. Inicial: Vol. V; nº10: 165

Autor principal (primer firmante): Irene Pérez González

Fecha recepción: 18 de septiembre, 2022

Fecha aceptación: 15 de octubre, 2022

Ref.: Ocronos. 2022;5(10) 165

Autora:

Irene Pérez González

Categoría profesional:

Publica TFG cuadrado 1200 x 1200

Médico Especialista en Medicina Familiar y Comunitaria. Centro de Salud Benavente Sur (Zamora).

Resumen

Otros tratamientos que se pueden administrar posteriormente, según la respuesta inicial a la adrenalina, y cuya utilización no es prioritaria, son la sueroterapia, la corticoterapia, la oxigenoterapia y los broncodilatadores.

Cualquier niño que haya sufrido un episodio de anafilaxia, tras el control inicial de los síntomas o incluso la resolución del episodio, precisa observación hospitalaria durante al menos 6 horas para vigilar la posible aparición de reacciones alérgicas bifásicas. Por último, en el momento del alta hospitalaria, todos los pacientes deben disponer de autoinyectables de adrenalina, estar entrenados en su utilización, recibir instrucciones sobre los posibles desencadenantes y sobre cómo evitar el alérgeno, y ser derivados al especialista en Alergología pediátrica para realizar un estudio completo de alergias de forma preferente.

Palabras clave: Anafilaxia, Reacción alérgica, Alérgeno, Oxigenoterapia, Sueroterapia, Fluidoterapia, Antihistamínicos, Dexclorfeniramina, Cetirizina, Ranitidina, Salbutamol, Nebulización, Glucagón, Corticoterapia, Hidrocortisona, Metilprednisolona, Budesonida, Autoinyector, Atropina, Dopamina, Dobutamina, Noradrenalina, Alergología.

Métodos

Tratamiento de segunda línea

Adrenalina nebulizada

Se utiliza a dosis de 0,5 ml/Kg de la solución 1:1000 hasta un máximo de 5 ml, en aquellos niños que presenten estridor laríngeo, siempre junto con la administración parenteral de adrenalina.

  • Fluidoterapia
  • Oxigenoterapia
  • Broncodilatadores
  • Tratamiento de tercera línea
  • Antihistamínicos
  • Corticoterapia
  • Glucagón
  • Atropina y fármacos vasopresores

Conclusiones

El tratamiento de segunda línea consiste en oxigenoterapia, fluidoterapia intravenosa para tratar el fallo cardiovascular, broncodilatadores en existencia de broncoespasmo, y adrenalina nebulizada en el caso de aparición de estridor.

publica-articulo-revista-ocronos

La tercera y última línea de tratamiento consiste en la utilización de antihistamínicos y glucocorticoides sistémicos para el alivio de la clínica cutánea, el glucagón en niños que no respondan a la adrenalina, la atropina en caso de aparición de bradicardia, y otros fármacos vasopresores como dopamina, dobutamina y noradrenalina cuando exista hipotensión refractaria a la adrenalina y a la fluidoterapia intravenosa.

Cualquier niño que sufra un episodio de anafilaxia deberá permanecer 6 horas en observación en un Servicio de Urgencias Hospitalarias, especialmente si presenta síntomas refractarios, antecedentes de reacciones bifásicas, broncoespasmo grave, cuando el paciente viva en un lugar alejado de un centro hospitalario, o cuando sea difícil evitar la exposición al alérgeno.        

Tras la resolución del episodio, y tras el alta hospitalaria, es fundamental que el paciente disponga de un dispositivo autoinyector de adrenalina intramuscular, y que lo lleve siempre consigo. Tanto el niño, como su entorno más cercano (familia, profesores, cuidadores…) deben estar instruidos en su manejo. También deben conocer cómo evitar los alérgenos causantes, los alérgenos ocultos, y los cofactores (ejercicio físico, calor, asma…) que potencian el efecto alergénico de los primeros.

Por último, el niño debe ser derivado al Servicio de Alergología Infantil de forma preferente tras sufrir el episodio de anafilaxia, para identificar la causa y elaborar un plan que minimice el riesgo de presentar nuevos episodios.

Bibliografía

  1. Juliá Benito JC, Guerra Pérez MT, Praena Crespo M. Anafilaxia en la infancia. Form Act Pediatr Aten Prim. 2016;9(2):60-70.
  2. Julíá Benito JC, Álvarez Caro F. Anafilaxia en Pediatría. Protoc diagn ter pediatr. 2019;2:363-80.
  3. Echeverría Zudaire LA, del Olmo de la Lama MR, Santana Rodríguez C. Anafilaxia en Pediatría. Protoc diagn ter pediatr. 2013;1:63-80.