Revisión bibliográfica de la bulimia nerviosa

Incluido en la revista Ocronos. Vol. III. Nº 3 – Julio 2020. Pág. Inicial: Vol. III;nº3:266

Autor principal (primer firmante): Eva Pelegrín Hernando

Fecha recepción: 23 de junio, 2020

Fecha aceptación: 13 de julio, 2020

Ref.: Ocronos. 2020;3(3):266

Autoras:

Eva Pelegrín Hernando, Graduada en Enfermería. Hospital Universitario Miguel Servet, Zaragoza, España

María Blasco García. Graduada en Terapia Ocupacional. Universidad de Zaragoza, España.

publica-TFG-libro-ISBN

Palabras clave: bulimia nerviosa, trastornos de alimentación, bulimia, terapia.

Key words: bulimia nervosa, eating disorders, bulimia, therapy.

Resumen

La bulimia nerviosa, es un trastorno alimentario grave y frecuente es nuestra sociedad. Es posible que las personas con bulimia tengan en secreto episodios de atracones, es decir, que coman grandes cantidades de alimentos y pierdan el control de su alimentación, y luego vomiten, para tratar de deshacerse de las calorías adicionales de forma no saludable.

En la realización de este trabajo se ha planteado una serie de objetivos: Objetivo principal: Realizar una búsqueda bibliográfica sobre la bulimia nerviosa.

Objetivos específicos:

  • Describir factores de riesgo que condicionan a la aparición de la bulimia nerviosa.
  • Describir el tratamiento adecuado para la bulimia nerviosa.

Hay factores que condicionan el desarrollo de este trastorno que pueden modificarse, como los cánones de belleza de nuestra sociedad que propician la delgadez e influyen en la visión que todos tenemos de nosotros mismos.

Es muy importante en inicio de un tratamiento temprano para evitar complicaciones de la enfermedad.

Abstract

Bulimia nervosa is a serious and frequent eating disorder in our society. People with bulimia may have binge-eating episodes, that is, eat large amounts of food and lose control of their diet, and then vomit, to try to get rid of extra calories in an unhealthy way.

In carrying out this work, a series of objectives have been set:

Main objective: To carry out a bibliographic search on bulimia nervosa. Specific objectives:

  • Describe risk factors that condition the appearance of bulimia nervosa.
  • Describe the appropriate treatment for bulimia nervosa.

There are factors that determine the development of this disorder that can be modified, such as the canons of beauty in our society that promote thinness and influence the vision that we all have of ourselves.

It is very important to start an early treatment to avoid complications of the disease.

Objetivos

Objetivo principal: Realizar una búsqueda bibliográfica sobre la bulimia nerviosa.

Objetivos específicos:

  • Describir factores de riesgo que condicionan a la aparición de la bulimia nerviosa.
  • Describir el tratamiento adecuado para la bulimia nerviosa.

Metodología

Este trabajo consiste en una revisión integrada de una multitud de artículos obtenidos de una búsqueda bibliográfica en diferentes bases de datos, entre ellas, cabe destacar Scielo y PubMed, y páginas webs oficiales.

Desarrollo

“La bulimia nerviosa, es un trastorno alimentario grave. Es posible que las personas con bulimia tengan en secreto episodios de atracones, es decir, que coman grandes cantidades de alimentos y pierdan el control de su alimentación, y luego vomiten, para tratar de deshacerse de las calorías adicionales de forma no saludable.

Para deshacerse de las calorías y evitar aumentar de peso, las personas con bulimia pueden usar distintos métodos, como son:

  • inducirse el vómito con regularidad
  • usar laxantes de manera inapropiada
  • usar suplementos para bajar de peso, diuréticos o enemas después del atracón.
  • Ayunar
  • adoptar una dieta estricta
  • hacer ejercicio de forma excesiva” (1)

Tipos de bulimia

“Se suele distinguir entre dos tipos diferenciados de bulimia, en función del comportamiento del paciente:

  • Bulimia purgante: en estos casos, el paciente se provoca el vómito o bien emplea de laxantes, enemas o diuréticos. Aunque suele hacerse en privado, no suele estar planificada y se debe a un episodio impulsivo. De los casos de bulimia, este es el tipo más frecuente.
  • Bulimia no purgante: aquí los pacientes no se provocan una purga, sino una conducta compensatoria. Así, para controlar su peso recurren al ayuno o al ejercicio físico excesivo. Este tipo de bulimia es mucho menos frecuente que la anterior.”

Síntomas

Las personas con bulimia pueden ser delgadas, tener un peso adecuado o bien tener sobrepeso. Por estos motivos, el aspecto físico no es un indicativo fiable de si una persona padece o no bulimia nerviosa. Esto se debe a que, por lo general, tanto los atracones como las purgas suelen ocurrir en privado.

Pueden existir sin embargo otros posibles indicios indirectos de que una persona pueda estar padeciendo bulimia. Un ejemplo sería si se encontrasen envoltorios de alimentos o restos de vómito en lugares poco frecuentes de la casa.

Más allá de estos indicios indirectos, cabría hablar de tres grandes categorías de síntomas de la bulimia.

Síntomas físicos

  • Inflamación en las mejillas o las mandíbulas
  • Callosidades en los dedos o los nudillos, al haberse provocado el vómito
  • Cabello escaso o fino, uñas quebradizas
  • Cefaleas, jaquecas o dolores de cabeza
  • Problemas dentales, en la mucosa bucal o sequedad en la boca
  • Problemas cutáneos, piel amarillenta o reseca
  • Mareos o bajadas de tensión
  • En mujeres, alteraciones en el ciclo menstrual
  • Sensación de frío constante

Síntomas conductuales

  • Sensación de apatía o falta de energía
  • No querer comer con otras personas, comer siempre en soledad
  • Comer compulsivamente, o cantidades muy superiores a lo normal
  • Ir al baño justo después de las comidas
  • Uso de diuréticos, enemas, laxantes o pastillas para adelgazar o reducir el apetito
  • Tomar suplementos dietéticos o alimenticios
  • Realización de ejercicio físico excesivo

Síntomas emocionales

  • Actitud triste, melancólica o depresiva
  • Alteraciones anímicas frecuentes y acusadas
  • Dificultad para expresar el estado de ánimo propio
  • Sensación de inutilidad
  • Baja autoestima o disgusto con la imagen corporal propia
  • Retraimiento social y aislamiento de las amistades y familiares” (1,2)

Causas

“Las causas por las que una persona puede desarrollar bulimia nerviosa no se conocen en su totalidad. Al igual que en el caso de la anorexia, se cree que múltiples factores pueden propiciar su aparición. Por estos motivos, encontramos elementos ambientales, emocionales, fisiológicos y sociales que pueden incrementar la posibilidad de padecer este trastorno.

Así, se han identificado como principales factores de riesgo los siguientes:

  • Sexo: se ha demostrado que las mujeres tienen mayor probabilidad que los hombres de desarrollar este trastorno.
  • Edad: la mayor parte de los casos de bulimia suele presentarse en la adolescencia o la adultez temprana.
  • Factores genéticos: las personas con familiares con antecedentes de trastornos alimentarios tienen mayor riesgo de desarrollar esta enfermedad. Esto implica la existencia de un cierto factor hereditario o genético.
  • Factores fisiológicos: también se ha establecido una correlación entre esta enfermedad y determinadas insuficiencias hormonales o metabólicas.
  • Problemas emocionales: distintos desórdenes psicológicos, como la depresión, el estrés, la ansiedad o haber vivido episodios traumáticos son también factores que pueden influir en la aparición de este trastorno.
  • Entorno cultural: los cánones de belleza influyen en la visión que todos tenemos de nosotros mismos. En este sentido, en algunas sociedades se valora especialmente la estética corporal o la delgadez; quienes viven en este tipo de sociedades tienen una mayor propensión a desarrollar bulimia.
  • Profesión o entorno inmediato: algunos trabajos o ambientes también pueden favorecer la aparición de trastornos de la alimentación. Este sería el caso de aquellas personas cuya actividad está muy relacionada con el aspecto físico. Ejemplos de esto podrían ser los trabajos de modelos, bailarines, actores o deportistas, por citar algunos.” (2)

Tratamiento

  • Terapia cognitivo-conductual
  • Psicoterapia interpersonal
  • ISRS, antidepresivos inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina

La terapia cognitivo-conductual es el tratamiento de elección para la bulimia nerviosa. Suele comprender 16 a 20 sesiones individuales durante 4 a 5 meses, aunque también pueden realizarse como terapia grupal. El tratamiento tiene como objetivo

  • Aumente la motivación para el cambio.
  • Reemplace la alimentación disfuncional por un patrón regular y flexible
  • Disminuya la preocupación excesiva por la forma del cuerpo y el peso
  • Prevenga las recaídas

La terapia cognitivo-conductual elimina los atracones y la purga en alrededor del 30 a 50% de los pacientes. Muchos otros muestran mejoría; algunos abandonan el tratamiento o no responden. La mejoría suele mantenerse bien a largo plazo.

En la psicoterapia interpersonal, el énfasis es en ayudar a los pacientes a identificar y alterar los problemas interpersonales actuales que pueden estar manteniendo el trastorno de la conducta alimentaria. El tratamiento es tanto no directivo como no interpretativo y no se enfoca directamente en los síntomas de los trastornos de la conducta alimentaria. La psicoterapia interpersonal puede ser considerada alternativa cuando no se cuenta con terapia cognitivo- conductual.

Los antidepresivos inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS) utilizados solos reducen la frecuencia de los atracones y los vómitos, aunque se desconocen los resultados a largo plazo. Los ISRS también son efectivos para tratar la ansiedad y la depresión asociadas. La fluoxetina está aprobada para el tratamiento de la bulimia nerviosa: una dosis de 60 mg vía oral una vez al día (esta dosis es mayor que la normalmente utilizada para la depresión).” (3,4)

Conclusiones

Tras la realización de la búsqueda bibliográfica podemos afirmar que la bulimia nerviosa es un trastorno alimenticio grave.

Se da más frecuentemente en mujeres y en edades muy tempranas (adolescencia y adultez joven).

Hay factores causantes como la genética, que no se pueden modificar, pero hay otros factores que podemos modificar, como los cánones de belleza, que hay actualmente en nuestra sociedad, que influyen en la visión que todos tenemos de nosotros mismos. En este sentido, en algunas sociedades se valora especialmente la estética corporal o la delgadez; quienes viven en este tipo de sociedades tienen una mayor propensión a desarrollar bulimia.

Es muy importante en inicio de un tratamiento temprano para evitar complicaciones de la enfermedad. El tratamiento debe incluir la terapia cognitivo-conductual, la psicoterapia interpersonal y los antidepresivos inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS).

Bibliografía

  1. mayoclinic.org[Internet]. Disponible en: https ://www.mayoclinic.org /es-es/diseases- conditions/ bulimia/ symptoms-c auses/syc-20353615
  2. somospsicologos.es [Internet]. Disponible en: https: //www.somospsicologos. es/blog/bulimia- nerviosa/
  3. cun.es [Internet]. Disponible en: https: //www.cun.es/ enfermedades- tratamientos/enfermedades/ bulimia-nerviosa
  4. msdmanuals.com [Internet]. Disponible en: https: //www.msdmanuals.com/es- ar/professional/trastornos-psiqui%C3%A1tricos /trastornos-de-la- conducta-alimentaria/ bulimia- nerviosa