Paciente con prolapso uterino grado III intervenida de histerectomía vaginal

Incluido en la revista Ocronos. Vol. VII. Nº 2–Febrero 2024. Pág. Inicial: Vol. VII; nº 2: 64

Autor principal (primer firmante): María José Muñoz Guillén

Fecha recepción: 09/01/2024

Fecha aceptación: 06/02/2024

Ref.: Ocronos. 2024;7(2): 64

Autores:

Mª José Muñoz Guillén. Diplomada en Enfermería

Mª José Rios Gallego. Diplomada en Enfermería

Publica TFG cuadrado 1200 x 1200

Ana Barceló Palos. Diplomada en Enfermería

Coral Herranz Royo. Diplomada en Enfermería

Irache Julián Martin. Diplomada en Enfermería

Raúl Terrado Bernús. Graduado en Enfermería

Resumen

El prolapso genital grado lll se define a la condición en la que los órganos pélvicos como la vejiga, el útero o el recto descienden de su posición normal en la pelvis y sobresalen a través de la vagina. Este grado de prolapso se considera moderado/ grave y requiere intervención médica como cirugía o terapia física, dependiendo de la gravedad y de los síntomas.

El prolapso uterino ocurre cuándo los músculos y los ligamentos del suelo pélvico se estiran y debilitan hasta el punto de que ya no proporcionan suficiente sostén al útero, como resultado el útero desciende y se desliza hacia la vagina y sobresale de ella.

Abstract

Grade III genital prolapse is defined as the condition in which the pelvic organs such as the bladder, uterus, or rectum descend from their normal position in the pelvis and protrude through the vagina. This degree of prolapse is considered moderate/severe and requires medical intervention such as surgery or physical therapy, depending on the severity and symptoms.

publica-articulo-revista-ocronos

Uterine prolapse occurs when the muscles and ligaments of the pelvic floor become stretched and weakened to the point that they no longer provide enough support to the uterus, resulting in

the uterus descending and slipping into and out of the vagina.

Palabras clave:

Prolapso. Cistocele. Necesidades Básicas. Suelo Pélvico

Keywords:

Prolapse. Cystocele.. Basic Needs. Pelvic Floor

Introducción

Se presenta un caso clínico de una paciente remitida desde urgencias por sensación de ocupación vaginal, Disfunción de vaciado, precisa reintroducción de prolapso para micción, no presenta sangrado en el momento del ingreso y se le plantea tratamiento quirúrgico que acepta.

Caso clínico

Edad: 65 años Sexo: Mujer

Nacionalidad: Española

Estado Civil: casada

Ocupación: Jubilada

Antecedentes personales y familiares:

  • Dislipemia
  • Diabetes

Antecedentes Médicos:

  • Dislipemia
  • Hipertensión arterial (HTA)

Quirúrgicos: Ca Basocelular en cara

Medicación Actual: Crestor 5 mg Sin alergias conocidas

Constantes: Estables al ingreso

Tensión arterial (TA): 136/70 mmHg

Frecuencia cardiaca (FC): 76 latidos pro minuto (lpm)

Saturación de oxígeno: 98%

Temperatura: Afebril 36.6ªC

No hábitos tóxicos

Exploración física: genitales externos normales. Cistocele I. Descenso uterino grado lll (+3 cm). No rectocele. No sangrado ni incontinencia urinaria de efecto al ingreso.

Pruebas Complementarias:

Laboratorio: Preoperatorio normal sin contraindicaciones anestésicas Imagen: Mamografía normal (Nov 2021)

Eco (marzo 2023) Endometrio lineal y anejos normales, Útero 69 mm Otras pruebas: HPV. Negativo (Nov 2022)

Valoración: Después de la exploración física y de conocer los síntomas que describe la paciente, es remitida a la Unidad de Suelo Pélvico del servicio de Ginecología, se discuten las opciones de tratamiento disponibles en los que se incluyen: cambios en el estilo de vida, fisioterapia, dispositivos de soporte siendo en este caso la Cirugía el tratamiento indicado.

Valoración según las 14 necesidades básicas de Virginia Henderson

  1. RESPIRAR

La paciente presenta respiración normal al ingreso. Patrón respiratorio estable. Precisa gafas nasales durante la cirugía y en el postoperatorio inmediato.

  1. COMER Y BEBER (sin alteraciones)

La paciente consume una dieta variada rica en frutas y verduras, es autónoma en su dia a dia, no tiene ningún tipo de intolerancia ni alergia alimentaria, no presenta problemas pare la deglución.

  1. ELIMINACIÓN

Esta necesidad se ve alterada. Pérdidas de orina involuntarias, incontinencia urinaria de esfuerzo, se ayuda de dispositivos absorbentes en su dia a dia. Problemas también para defecar con necesidad de ejercer presión sobre la vagina para conseguir una deposición. Tras la cirugía se dejará una sonda vesical permanente. (Foley 14) durante una semana y un taponamiento vaginal con venda de gasa + Furacín

  1. MOVILIDAD

Movilidad reducida, molestias al tener sensación continua de presión vaginal, sensación de que el tejido roza con la ropa, si realiza esfuerzos puede tocar el bulto.

  1. REPOSO SUEÑO

Duerme 7-8 h sin dificultad durante toda la noche

  1. VESTIRSE Sin alteraciones.
    Es autónoma
  2. TEMPERATURA

No alterado. Afebril. Temperatura axilar 36.3ªC

  1. HIGIENE / PIEL

En la higiene sin limitaciones, Autónoma en el aseo. Piel integra, por el momento sin úlceras ni lesiones en el tejido vaginal, aunque hay que vigilar y extremar cuidados porque es un tejido que puede secarse, engrosarse, infectarse, inflamarse e incluso ulcerarse.

  1. EVITAR PELIGROS / SEGURIDAD (Sin alteración)
  2. COMUNICACIÓN

Sin alteración, vive con su marido y un hijo en el domicilio, durante el ingreso se comunica sin problema con el personal sanitario.

  1. CREENCIAS / VALORES

Creyente no practicante, algo aislada socialmente debido a las molestias que tiene al moverse y sentir un bulto constante en la vagina. Preocupación durante las relaciones sexuales al sentir como que el útero está suelto, en ocasiones relaciones dolorosas.

  1. TRABAJAR / REALIZARSE

Jubilada desde hace un año, realiza labores de casa y se mantiene activa

  1. RECREARSE

Esta necesidad se ha visto alterada. Ha limitado salidas del domicilio por la reducción en la movilidad y por el temor que le ocasiona la incontinencia, como aficiones lee y ve la televisión.

  1. APRENDER

Una vez diagnosticada, se ha preocupado por conocer su patología y los posibles tratamientos disponibles, es consciente de su situación y reconoce estar nerviosa y sentir temor por la intervención.

Diagnóstico enfermero

Una vez concluida la valoración obtendremos varios diagnósticos de Enfermería:

Diagnóstico: incontinencia urinaria refleja

La definimos como una perdida involuntaria de orina debido a la pérdida de control sobre la micción, como resultado de un reflejo inapropiado

INTERVENCIÓN NIC (l): MANEJO DE LA INCONTINENCIA
  • Ejercicios de suelo pélvico, mediante los cuales se fortalecen y entrenan los músculos urogenitales mediante la contracción voluntaria y repetida.
  • Entrenamiento de la vejiga (NIC 0560), ayuda a los pacientes a adquirir control voluntario sobre la micción a través de técnicas de entrenamiento.
RESULTADO NOC (0): CONTROL DE LA INCONTINENCIA/ CONTROL DE LA ELIMINACIÓN
  • Evaluamos los patrones de micción actual del paciente, incluyendo la frecuencia, volumen y la incontinencia.
  • Educamos a la paciente sobre la fisiología de la vejiga y la micción normal.
  • Estableceremos horarios regulares para ir al baño, incluso si la paciente no siente la necesidad inmediata de orinar.
  • Proporcionaremos refuerzo positivo cuándo logra mantener laorina durante periodos largos.
  • Determinamos la importancia de reconocer la urgencia de la eliminación urinaria

Diagnóstico: deterioro de la movilidad física (00085)

Lo definimos como la limitación en la capacidad de una persona para moverse de manera independiente

INTERVENCIÓN NIC: PROMOCIÓN DE LA MOVILIDAD/FOMENTO DE EJERCICIO

Facilitaremos la regulación de ejercicios físicos con el objetivo de mantener y/o mejorar el estado físico y el nivel de salud.

RESULTADO NOC: NIVEL DE MOVILIDAD

Objetivo: Mejora gradual de la capacidad de la paciente para moverse de manera independiente y participar en actividades diarias

Diagnóstico: dolor agudo

En este diagnóstico nos referimos a la experiencia de una persona de una incomodidad o sensación desagradable de intensidad variable que se desarrolla rápidamente y dura un periodo de tiempo limitado. Aquí hay una posible relación entre este diagnóstico, una intervención de Enfermería y un resultado esperado

INTERVENCIÓN NIC: MANEJO DEL DOLOR. ADMINISTRACIÓN DE ANALGÉSICOS (2210)

Podemos incluir actividades como:

  • Evaluar la intensidad (ubicación y características del dolor)
  • Proporcionar analgesia según las prescripciones médicas
  • Utilizar terapias alternativas para aliviar el dolor como la relajación o aplicación de frio/calor correcta
  • Colaborar con el equipo de atención para ajustar la pauta analgésica
RESULTADO NOC(0): CONTROL DE DOLOR

El resultado esperado de “Control del dolor” se refiere a la disminución de la intensidad del dolor hasta un nivel manejable por el paciente.

Ejecución

La intervención se ha realizado con analgesia raquídea (Bupivacaína hiperbárica + Fentanest) y Sedación con propofol (sedante hipnótico) + Fentanest (analgésico). Al terminar la cirugía se le ha deja una sonda permanente y un tapón vaginal con Furacín que llevará al menos 24-48 horas.

El útero es enviado a anatomía patológica para comprobar que no existe ninguna anomalía.

Al realizar el PAE se prioriza el tratamiento del dolor ya que el tapón y la sonda le harán sentir presión lo que le hará estar muy molesta

La pauta que se le deja es:

Paracetamol 1 gramo cada 8 horas y Nolotil cada 8 horas (alternos)

Si dolor administrar Enantyum cada 8 horas

Si náuseas Zofrán 4 mg

Además, se controlarán constantes vitales y sangrado.

Los objetivos relacionados con la movilidad se harán a partir de la recuperación en domicilio ya que quedan los esfuerzos limitados al menos durante 30 días.

Conclusión

Podemos concluir diciendo que esta patología es muy frecuente en población femenina de edad avanzada, lo que causa un notable empeoramiento en la calidad de vida afectando a la vida diaria de manera notable.

Es necesario disminuir los factores de riesgo, aliviando los síntomas y evitando complicaciones, habrá que insistir en el fortalecimiento de los músculos del suelo pélvico y en el tratamiento conservador como el uso de hormonas trópicas y la colocación de pesarios.

Bibliografía

  1. P. Abrams, J.G. Blaivas, S.L. Stanton, J.T. Andersen. The standardisation of terminology of lower urinary tract function. Scand J Urol Nephrol., (1988), pp. 5-19 Medline
  2. P. Abrams, L. Cardozo, M. Fall, D. Griffiths, P. Rosier, U. Ulmsten. The standardisation of terminology of lower urinary tract function. Report from the standardisation subcommittee of the International Continence Society. Neurourol Urodyn., 21 (2002), pp. 167-178 Medline
  3. R.C. Bump, A. Mattiasson, K. Bo, L.P. Brubaker. The standardization of female pelvic organ prolapse and pelvic floor dysfunction. Am J Obstet Gynecol., 175 (1996), pp. 10-11 Medline
  4. R.C. Bump, A. Mattiasson, K. Bø, L.P. Brubaker, J.O. DeLancey, P. Klarskov. The standardization of terminology of female pelvic organ prolapse and pelvic floor dysfunction. Am J Obstet Gynecol., 175 (1996), pp. 10-17 Medline
  5. M. Carmona, E. Espejo, M. Tallada. Valoración de las disfunciones del suelo pelviano. Estandarización de la terminología. Arch E Urol., 55 (2002), pp. 983-988
  6. M. Carmona, J. Marcos. Cirugía del prolapso genital. Progr Obstet Ginecol., 45 (2002), pp. 2
  7. W. Cundiff, W. Addison. Tratamiento no quirúrgico del prolapso de órganos pélvicos. Clínicas de Ginecología y Obstetricia. Temas Actuales, 4 (1998), pp. 869
  8. B.T. Haylen, N. Chetty. International Continence Society 2002 Terminology Report. Have urogynecological diagnoses been overlooked? Int Urogynecol J., 18 (2007), pp. 373-377
  9. B.T. Haylen, D. de Ridder, R.M. Freeman, S.E. Swift. An International Urogynecological Association (IUGA)/International Continence Society (ICS) joint report on the terminology for female pelvic floor dysfunction. Int Urogynecol J., 21 (2010), pp. 5-26 http://dx.doi.org/10.1007/s00192-009-097 6-9 | Medline
  10. S. Jackson, P. Smith. Diagnosing and managing of genitourinary prolapse. B Med J., 314 (1997), pp. 875
  11. C. Maher, K. Baessler, E.J. Adams, S. Hagen, C.M. Glazener. Surgical management of pelvic prolapsed in women. A short version Cochrane review. Neurourol Urodyn., 27 (2008), pp. 3-12 http://dx.doi.org/10.1002/nau.20542 | Medline
  12. C. Maher, K. Baessler, E.J. Adams, S. Hagen, C.M. Glazener. Surgical management of pelvic prolapsed in women. The updated summary versión Cochrane review. Int Urogynecol J., 22 (2011), pp. 1445-1447 http://dx.doi.org/10.1007/s00192-011-154 2-9 | Medline
  13. C. Maher, B. Feiner, K. Baessler, C.M. Glazener. Surgical management of pelvic prolapsed in women. Cochrane Database Syst Rev, (2014), pp. CD004014
  14. S.E. Swift, S.B. Tate, J. Nichols. Correlation of symptomatology with degree of pelvic organ support in a general population of women: What is pelvic organ prolapse? Am J Obstet Gynecol., 189 (2003), pp. 372-379 Medline
  15. S.E. Swift, P. Woodman, A. O’Boyle. Pelvic Organ Support Study (POSST): The distribution, clinical definition and epidemiology of pelvic organ support defects. Am J Obstet Gynecol., 192 (2005), pp. 795-806
  16. R. Thakar, S. Stanton. Management of genital prolapse. Evaluación y tratamiento del prolapso de órganos pélvicos. Recomendaciones del Comité Científico Internacional. París, julio 2002. Br Med J., 324 (2002), pp. 1258-1262
  17. A.M. Weber, P. Abrams, L. Brubaker, G. Cundiff, G. Davis, R.R. Dmochowski. The standardization of terminology for researchers in female pelvic floor disorders. Int Urogynecol J., 12 (2001), pp. 178-186 Copyright © 2014. SEGO