Primeros auxilios (heridas)

Incluido en la revista Ocronos. Vol. V. Nº 9–Septiembre 2022. Pág. Inicial: Vol. V; nº9: 194

Autor principal (primer firmante): Irene María Rodrigo Liso

Fecha recepción: 26 de agosto, 2022

Fecha aceptación: 23 septiembre, 2022

Ref.: Ocronos. 2022;5(9) 194

Autoras

  1. Irene María Rodrigo Liso
  2. Eva María González Micó
  3. Saioa del Amo Santiago
  4. Rosa Ana Escalona Almendro
  5. Adriana Lorena Laffont Noya
  6. Inmaculada Fernández Bueno

Categoría: TCAE

Palabras clave: Heridas, sangre, rotura, cuidados, dolor, hemorragia, limpiar, infección.

publica-TFG-libro-ISBN

Introducción

En este articulo explicaremos algunas consideraciones generales sobre las heridas dentro de los primeros auxilios. Desarrollaremos su definición, explicaremos los tipos y las actuaciones antes los tipos de heridas.

Herida

Se le denomina a toda sección o rotura de la piel, mucosas o de un órgano, provocada por un traumatismo, pudiendo afectar a estructuras subyacentes como músculos, tendones, huesos.

Todas las heridas causan dolor y hemorragias.

La gravedad de las heridas depende de la profundidad coma la extensión, la localización, la afectación de órganos internos y la existencia de cuerpos extraños o signos de infección.

En función de la causa que las produce, las heridas se pueden clasificar en:

  • Abrasión o desolladura: Tiene una superficie muy ancha en relación a su profundidad, porque la produce la frotación contra una superficie rugosa. Las abrasiones suelen alojarse pequeños cuerpos extraños, como arena o grava. Ejemplo: Caída con la moto.
  • Punzante: Producida por el extremo agudo de un objeto. Su superficie es muy pequeña en relación a su profundidad y por eso sangra poco, tiene más riesgo de infección y de haber lesionado órganos internos. Ejemplo: Pinchazo con una aguja o clavo.
  • Incisa: Causada por el borde cortante de un objeto. Son heridas por lo normal largas y poco profundas, de bordes lisos. El único problema es que sangran mucho. Ejemplo: Corete con una navaja, cúter, vidrio.
  • Contusa: Causada por un golpe muy violento con un objeto, que llega a separar los tejidos. La herida tiene bordes irregulares y magulladuras, a menudo aloja cuerpos extraños. Ejemplo: Una pedrada.
  • Arma de fuego: en la frente es un objeto Romo coma que golpea a gran velocidad. Causa lesiones a lo largo de todo su trayecto. Ejemplo: Metralla, balas, perdigones.
  • Herida en colgajo: la línea de la herida forma un ángulo agudo, de forma que el tejido lesionado queda conectado con el sano mediante un pedículo. El mecanismo es el golpe de un objeto cortante que cae tangencialmente a la superficie.
  • Desgarro o arrancamiento: son heridas severas que se producen por un mecanismo detrás sobre los tejidos. Tracción violenta que se puede producir en múltiples circunstancias. Se caracterizan por la gran separación, irregularidad y despegamiento de sus bordes. En ocasiones a parte de los tejidos afectados, pueden separarse violentamente algún sector orgánico como falange, cuero cabelludo. Ejemplo: Atropello de tráfico, maquinas industriales.
  • Heridas con pérdida de sustancia: son en las que se ha perdido la estructura propia de la piel, el pedículo de Unión que puede unir el tejido lesionado con la integridad de la piel se acerca llenado, quedando al descubierto tejidos más profundos.
  • Mordedura: Son heridas incisas, contusas, con desgarros o con colgajos. Muchas se infectan. Es recomendable que la vean en un en un centro sanitario, tendremos que especificar de que animal fue, para ver si esta correctamente vacunado.

Síntomas comunes de las heridas

Serán muy variables y estarán directamente relacionados con su localización, complejidad y de la afectación de estructuras profundas. Hay una serie de síntomas locales que se representan de modo constante, entre ellos destacamos los tres más comunes:

  • El dolor: Es variable según la zona afectada y la sensibilidad del paciente.
  • La hemorragia: Es por la sección o corte de los vasos sanguíneos constituyendo muchas veces el motivo prioritario de la actuación.
  • La separación de bordes: Depende en gran manera de la forma y modo de actuar el agente traumático, pero coma principalmente, de la elasticidad y posibilidad de retracción de los tejidos. Retracción que va a seguir unas líneas de tensión coma tanto en tejidos superficiales como profundos.

Factores de gravedad

Una herida grave es aquella que por sus características puede afectar a signos vitales o complicaciones con seguridad. Estas heridas tienen que presentar una o varias de estas características que vamos a nombrar a continuación:

  • Profundidad: Riesgo de afectar cavidades o estructuras profundas.
  • Localización: Tórax, manos, articulaciones, genitales, orificios naturales abdomen…
  • Presencia de cueros extraños.
  • Extensión: el riesgo de infección y cicatrización anómala. Cualquier extensión superior a la superficie de la palma de la mano de la víctima se debe considerar grave.
  • Signos de infección: Dolor, inflamación, calor o rubor.
  • Edades extremas de la vida
  • Historia de enfermedades crónicas.

Actuaciones ante una herida leve

Tiene dos objetivos:

  • Contener hemorragias si tiene.
  • Evitar o reducir la infección.

  1. Extraer los cuerpos extraños grandes y visibles coma de forma tan aséptica como sea posible. Los de las erosiones pueden haber penetrado bajo la piel.
  2. Limpiar la herida bajo un chorro de agua fría, ya que contrae los vasos y frena las hemorragias, con el chorro. También se puede limpiar con una gasa con agua y jabón, sin rozar mucho, en espiral siempre de dentro hacia afuera, para no favorecer la entrada de gérmenes.
  3. Cubrir la herida con una gasa estéril o con un pañuelo limpio, para sujetar usaremos un trozo de tela limpio, una venda o un trozo de esparadrapo, que comprime un poco la herida.
  4. Mandar o llevar a la víctima siempre a un centro sanitario para que la herida la evalué un profesional.

Actuaciones ante una herida grave

  1. Extraer los cuerpos extraños grandes y visibles coma de forma tan aséptica como sea posible y limpiar la suciedad con un chorro de agua.
  2. Cubrir la herida con un pañuelo limpio o gasas estériles. Evitando mayor manipulación.
  3. Llevar a la víctima a un centro hospitalario en las mejores condiciones posibles, siempre vigilando sus funciones vitales.

Conclusión

Como hemos desarrollado anteriormente tenemos varios tipos de heridas, unas puedes ser más graves que otras. Teniendo unas pequeñas nociones básicas para poder enfrentarnos ante un tipo de herida y poder realizar la primera cura, evitaremos muchas infecciones.

Bibliografía

  1. primeros auxilios heridas – Google Search [Internet]. Google.com. [citado 26 de junio de 2022]. Disponible en: https://www.google.com/ search?q=primeros+auxilios+heridas &rlz=1C1GCEA_enES942ES9 42&oq=PRIMEROS+ AUXILIOS+HER&aqs=chrome. 0.0i512l2j69i57j0i5
  2. Cortaduras y heridas penetrantes [Internet]. Medlineplus.gov. [citado 26 de junio de 2022]. Disponible en: https://medlineplus.gov/ spanish/ency/article/000043.htm
  3. Heridas punzantes: primeros auxilios [Internet]. Mayo Clinic. 2021 [citado 26 de junio de 2022]. Disponible en: https://www.mayoclinic.org/es-es/ first-aid/first-aid-puncture- wounds/basics/art-20056665
  4. Edu.sv. [citado 26 de junio de 2022]. Disponible en: http://www.medicina.ues. edu.sv/habilidadesydestrezas/ documentospdf1/Pri%20Aux%20Hy H%20Que%20E C%20presentacion %20Web.pdf
close

BOLETÍN DE NOVEDADES

Datos opcionales:

(En ocasiones enviamos información específica para una zona o categoría concreta)

He leído y acepto la Política de Privacidad *

Ver Política de Privacidad y Aviso legal

Su dirección de e-mail solo se utilizará para enviarle nuestra newsletter, así como información sobre las novedades de la revista y Editorial Ocronos. Puede utilizar el enlace integrado en la newsletter para cancelar la suscripción en cualquier momento.