Promoción de la salud mental en la comunidad: un enfoque desde el Trabajo Social

Incluido en la revista Ocronos. Vol. VI. Nº 4–Abril 2023. Pág. Inicial: Vol. VI; nº4: 222.14

Autor principal (primer firmante): Pilar Herrerías Redondo

Fecha recepción: 11 de abril, 2023 

Fecha aceptación: 23 de abril, 2023 

Ref.: Ocronos. 2023;6(4) 222.14

Autora:

Pilar Herrerías Redondo

Introducción

Mejorar la salud mental es una tarea vital de la sociedad y de la sociedad en su conjunto. La salud mental es un aspecto fundamental del bienestar humano, y promoverla contribuye a mejorar la calidad de vida de las personas y prevenir las enfermedades mentales.

Publica TFG cuadrado 1200 x 1200

En este sentido, el trabajo social se posiciona como una disciplina importante en la promoción de la salud mental en la sociedad.

La promoción de la salud mental implica crear un entorno que apoye la salud mental y reduzca los factores de riesgo de los trastornos mentales.

Esto se logra mediante la implementación de estrategias que aborden los determinantes sociales de la salud mental, como la pobreza, el desempleo, la exclusión social, la violencia, el abuso y la discriminación.

El trabajo social es una disciplina que tiene como objetivo promover el cambio social, resolver conflictos y mejorar el bienestar de las personas y la sociedad. En el contexto de la promoción de la salud mental, el trabajo social juega un papel importante en la identificación de los factores de riesgo y la adopción de medidas para eliminarlos.

Los trabajadores sociales de salud mental pueden desarrollar programas comunitarios de promoción y prevención de la salud mental, incluidos programas de asesoramiento, apoyo y educación en salud mental, actividades de prevención de la violencia y resolución de conflictos, así como acceso a servicios especializados de atención y tratamiento de la salud.

Además, el trabajo social en salud mental también implica trabajar con otros profesionales como psicólogos, psiquiatras y profesionales de la salud para brindar una atención integral a las personas con discapacidad, las personas con trastornos mentales y sus familias.

Como tal, mejorar la salud mental es una tarea vital de la sociedad, y el trabajo social es un sector clave en esta misión.

publica-articulo-revista-ocronos

La implementación de programas públicos de promoción y prevención de la salud mental, junto con otros profesionales de la salud, es una forma eficaz de abordar los determinantes sociales de la salud mental y mejorar la calidad de vida de todos.

Objetivos

A continuación, te presento algunos objetivos que podrían plantearse en el ámbito de la promoción de la salud mental en la comunidad desde un enfoque del trabajo social:

  1. Sensibilizar a la comunidad sobre la importancia de la salud mental y la necesidad de promoverla, para fomentar una cultura de prevención y atención temprana a los problemas de salud mental.
  2. Identificar y abordar los factores de riesgo de trastornos mentales en la comunidad, como la pobreza, la discriminación, el aislamiento social, la falta de acceso a servicios de atención médica y la violencia.
  3. Desarrollar programas de prevención y promoción de la salud mental en la comunidad, que incluyan educación sobre la salud mental, intervenciones de apoyo psicológico y social, actividades de promoción del bienestar emocional y social, y el acceso a servicios de atención médica y tratamiento especializado.
  4. Trabajar en colaboración con otros profesionales de la salud, como psicólogos, psiquiatras y trabajadores de la salud, para brindar una atención integral a las personas con trastornos mentales y sus familias, y fomentar una atención centrada en la persona y sus necesidades.
  5. Promover la inclusión social y la participación comunitaria de las personas con trastornos mentales, a través de la sensibilización y la educación de la comunidad sobre el estigma y la discriminación hacia las personas con problemas de salud mental.
  6. Fortalecer las redes de apoyo social y emocional en la comunidad, para fomentar la resiliencia y la capacidad de afrontamiento de las personas frente a situaciones de estrés, adversidad y crisis.
  7. Evaluar periódicamente la efectividad de las intervenciones de promoción de la salud mental implementadas en la comunidad, para ajustarlas y mejorarlas en función de las necesidades y resultados obtenidos.

En definitiva, estos objetivos persiguen mejorar la calidad de vida de las personas y promover su bienestar emocional y social a través de la promoción de la salud mental en la comunidad.

Metodología

La elaboración de este artículo de revista se ha realizado mediante la consulta de la literatura, tanto científica como textual, mediante bases científicas y libros bibliotecarios.

Se han establecido filtros de búsqueda por años, especialmente actuales. Idioma del texto, tanto en inglés como español. Y acceso completo a los artículos científicos.

Desarrollo

El trabajo social es una disciplina que se enfoca en la promoción del bienestar social y la calidad de vida de las personas, familias y comunidades.

En este sentido, la promoción de la salud es uno de los principales objetivos del trabajo social, ya que se considera un factor clave para el desarrollo integral de las personas y su capacidad para enfrentar los retos y desafíos de la vida.

La promoción de la salud es un proceso que implica el fomento de estilos de vida saludables, la prevención de enfermedades y la promoción del bienestar emocional y social.

El trabajo social desempeña un papel fundamental en este proceso, ya que se enfoca en abordar los factores sociales y ambientales que influyen en la salud de las personas y las comunidades.

El trabajo social puede llevar a cabo diversas acciones en el ámbito de la promoción de la salud, tales como:

  1. Desarrollo de programas de educación y capacitación en temas de salud, con el fin de informar y sensibilizar a la población sobre los riesgos de la vida sedentaria, el consumo de sustancias nocivas, la falta de higiene personal, entre otros.
  2. Identificación de los factores de riesgo para la salud en una comunidad o población en particular, con el objetivo de diseñar y aplicar estrategias para prevenir y/o reducir la incidencia de enfermedades.
  3. Facilitación del acceso a los servicios de salud, trabajando en estrecha colaboración con los profesionales de la salud para garantizar la atención integral de las personas y comunidades, especialmente aquellas en situación de vulnerabilidad.
  4. Apoyo a las personas y familias afectadas por enfermedades crónicas o discapacidades, a través de la intervención psicosocial, el apoyo emocional, el trabajo con las familias y el fortalecimiento de las redes de apoyo social.
  5. Promoción de la inclusión social y la participación comunitaria, ya que la exclusión social es un factor que incide negativamente en la salud y el bienestar emocional de las personas.

En conclusión, el trabajo social es una disciplina esencial en la promoción de la salud, ya que aborda los factores sociales y ambientales que influyen en la salud de las personas y comunidades.

El trabajo social puede llevar a cabo diversas acciones para promover estilos de vida saludables, prevenir enfermedades y apoyar a las personas y familias afectadas por enfermedades crónicas o discapacidades. De esta manera, el trabajo social contribuye a la promoción del bienestar integral de las personas y su calidad de vida.

Bibliografía

  1. World Health Organization. (2020). Promoción de la salud: acción para favorecer la salud en todo el mundo. Retrieved from https://www.who.int/es/news-room/fact-sh eets/detail/promoting-health-through-t he-life-course
  2. Gracia-Valenzuela, M., & López-Bastida, J. (2021). La promoción de la salud en el ámbito escolar: una revisión sistemática. Revista Española de Salud Pública, 95, e202103025.
  3. Fernández-Feito, A., & Seijo-Bestilleiro, R. (2020). Promoción de la salud en el ámbito comunitario: una revisión de la literatura. Atención Primaria, 52(1), 49-56.