Fitoterapia de las infecciones urinarias desde la oficina de farmacia

Autora: Ane Barrutia Guenaga, licenciada en Farmacia

Palabras clave; ITU, gayuba, cola de caballo, grama de las boticas, arándano americano, ortiga.

INTRODUCCIÓN (1,2)

La infección del tracto urinario (ITU) consiste en la colonización y multiplicación microbiana, sobre todo de bacterias, que sobrepasan los mecanismos locales de defensa en el tracto urinario. Clínicamente, se afirma que hay infección cuando en una muestra recogida en condiciones de asepsia el número de unidades formadoras de colonias (UFC) es superior a 100.000/ml, o cuando es de 1.000 a 10.000 UFC/ml en pacientes con sintomatología manifiesta.

La localización del foco puede ser el riñón, la pelvis, el uréter, la vejiga, la uretra y la próstata, incluso el espacio perirrenal. Sin embargo, en el ámbito de actuación farmacéutica, se trataran mediante fitoterapia las infecciones de las vías urinarias inferiores (cistitis de vejiga, uretritis y prostatitis).

En España es la infección nosocomial más frecuente y la segunda de las infecciones en Atención Primaria. Es más usual en mujeres, ya que la relación mujer/varón es de 20/1. El 20% de las mujeres refieren alguna ITU en su vida, siendo más frecuente en las épocas de mayor actividad sexual y en el embarazo. Es habitual que se den recidivas. En el varón hay dos etapas en las que es más frecuente su desarrollo; en  los menores de tres meses y en los mayores de 70 años (a causa del prostatismo).

En cuanto a la etiología, la más frecuente es la bacteriana, sobre todo la causada por las enterobacterias, ya que el 80% de los casos es debido a la Escherichia Coli. También pueden ser la causa ciertos hongos (sobre todo levaduras), Clamydias, virus, o parásitos.

Por lo que respecta a la patogenia, el mecanismo de producción de infección del tracto urinario más frecuente es el acceso de los gérmenes a la vía urinaria por vía ascendente. A través de la  uretra acceden a la vejiga y de ahí al resto del tracto urinario hasta alcanzar el riñón. La uretra femenina es corta, por lo que el paso de los microorganismos hacia la vía urinaria es más fácil especialmente después del coito. En cambio, la uretra del varón es larga, y el líquido prostático es bactericida, lo que dificulta el paso de gérmenes.

A veces, en la zona distal de la uretra, la zona periuretral y el introito vaginal suele haber como gérmenes habituales en mujeres propensas a sufrir cistitis la E. coli  y otros bacilos gramnegativos que producen infecciones del tracto urinario y que están en el tramo final del intestino. Por tanto, la ITU se producirá cuando fallen los mecanismos locales y generales de defensa. Para añadir, la vía hematógena es poco relevante, pues sólo se observa en sujetos debilitados.

publica-TFG-libro-ISBN

Cuando los pacientes acuden a la farmacia, el farmacéutico debe conocer los síntomas habituales de las infecciones urinarias del tracto inferior. Normalmente predominan la disuria (sensación de quemazón o molestias durante a micción), dolor en la micción, poliaquiuria (orinar poca cantidad en cada micción y muchas veces), micción nocturna, sensación de peso suprapúbico, orinas turbias, e incluso hematuria (sangre en orina). La cistitis es la más común y en la uretritis y prostatitis también se puede dar piuria (pus en la orina).

Los pacientes que acuden con prescripción médica tendrán prescritos antibióticos de síntesis, desde los derivados de las quinolonas hasta los betalactámicos, cefalosporinas, etc. Estos pacientes pueden necesitar un refuerzo fitoterápico, por tanto, tanto los pacientes con prescripción médica, como los pacientes que quieren prevenir recidivas o los que muestran sintomatología de ITU son pacientes diana a recibir tratamiento fitoterápico desde la oficina de farmacia como parte de un servicio de atención farmacéutica personalizada.

Junto con el tratamiento fitoterápico es fundamental la higiene y profilaxis para evitar las recidivas. El farmacéutico debe insistir a las pacientes en mantener limpia la zona de entrada de gérmenes, revisando los hábitos de limpieza tras la defecación y el coito. Con el fin de incrementar la inmunidad, se pueden recomendar normas de vida sana, una dieta amplia y equilibrada con abundantes frutas y verduras, plantas inmuno-estimulantes así como propóleo, y plantas y sustancias antioxidantes (vitaminas C, A, y E , selenio, etc.). Es muy importante incidir desde la farmacia con la toma de abundante agua por su acción de arrastre en los casos de infección y como profilaxis.

Las plantas medicinales que han demostrado una evidencia significativa en el tratamiento de las infecciones de las vías inferiores y se analizan en este artículo son la gayuba, la cola de caballo, la grama de las boticas, el arándano americano y la ortiga.

GAYUBA (ARCTOSTAPHYLOS UVA-URSI SPRENGEL)

Los productos de farmacia que tengan hojas desecadas de gayuba están indicados según la Agencia Europea del Medicamento (EMA) para el tratamiento de los síntomas de las infecciones leves recurrentes del tracto urinario inferior en mujeres como para la sensación de quemazón durante la micción y/o micción frecuente en mujeres.

Su eficacia es debida a su actividad antiséptica urinaria y diurética. El arbutósido le confiere propiedades antimicrobianas de tropismo específico sobre el tracto urinario. Al hidrolizarse por la acción de la flora bacteriana intestinal, libera hidroquinona que se elimina por vía renal, en forma de sulfato y glucurónido. Para liberar la hidroquinona de estos conjugados el farmacéutico puede recomendar a la paciente que basifique el pH de su orina mediante la toma de bicarbonato de sodio vía oral, tal como lo han constatado varios estudios. En cuanto a la actividad diurética, un extracto acuoso ha corroborado su eficacia en ratas.

Por lo que respecta a las precauciones, el farmacéutico debe advertir de que  la gayuba puede causar náuseas y vómitos debido a la irritación intestinal provocada por el elevado contenido en taninos. En tal caso, las opciones son bajar la concentración y dosificación, eliminar el exceso de taninos con carbón activo, mezclar con drogas con mucílagos (como el malvavisco) o administrar en forma de maceración. Es una droga contraindicada en embarazo, lactancia, insuficiencia renal y problemas gastrointestinales (3).

COLA DE CABALLO (EQUISETUM ARVENSE)

Los productos de farmacia que tengan tallos desecados de cola de caballo tienen su uso tradicional aprobado según la EMA con el fin de aumentar la cantidad de orina para lograr el lavado del tracto urinario y como adyuvante en las molestias urinarias menores.

Consiste en un diurético suave pero que también se ha considerado tradicionalmente hemostático y remineralizante. Algunos autores afirman que los compuestos silícicos contribuyen a mantener la estructura del colágeno y que interacciona con el metabolismo de los fosfatos y calcio.

Los pacientes con problemas de hipertensión y de corazón deben ser advertidos por el farmacéutico que los productos diuréticos pueden causar una descompensación tensional, por tanto, es recomendable realizarles un seguimiento desde la farmacia realizando tomas tensionales periódicas (4).

GRAMA DE LAS BOTICAS (AGROPYRON REPENS (L.) P.)

Los productos de farmacia que tengan rizoma seco de grama de las boticas tienen su uso tradicional aprobado según la EMA con el fin de aumentar la cantidad de orina para lograr el lavado del tracto urinario y como adyuvante en las molestias urinarias menores.

Su uso tradicional se basa en su efecto diurético. Sin embargo, también ha mostrado una actividad antiadherente frente a uropatógenos como Escherichia coli (IC25: 630 μg/ml).

Los pacientes con problemas de hipertensión y de corazón deben ser advertidos por el farmacéutico que los productos diuréticos pueden causar una descompensación tensional, por tanto, es recomendable realizarles un seguimiento desde la farmacia realizando tomas tensionales periódicas. Además, como tradicionalmente se ha considerado abortiva, está contraindicada en el embarazo (5).

ARÁNDANO AMERICANO O CRANBERRY (VACCINIUM MACROCARPON )

Los productos de farmacia que tengan zumo del fruto maduro de arándano americano están indicados en la prevención de infecciones del tracto urinario según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Esta indicación se sustenta sobre todo por su efecto de antiadherencia bacteriana. La inhibición de la adherencia bacteriana a las células uroteliales de las paredes del tracto urinario, en especial de las bacterias E. Coli con fimbrias, es el principal mecanismo de acción. Las proantocianidinas del arándano americano impiden la producción de adhesinas de las fimbrias, impidiendo la adhesión.

Otro efecto que el arándano americano ha demostrado in vitro es la inhibición tanto de ciclooxigenasas como de citocinas inflamatorias, produciendo una acción antiinflamatoria y analgésica que puede aliviar las dolencias del tracto urinario.

Respecto a la seguridad, no se han descrito efectos adversos significativos o contraindicaciones (6).

ORTIGA MAYOR (URTICA DIOICA L., URTICA URENS)

Los productos farmacéuticos que posean hojas y sumidades aéreas de ortiga son productos destinados a aumentar el flujo urinario (terapia de lavado de las vías urinarias) y a aliviar las afecciones urinarias leves según la EMA.

Su funcionalidad se basa en la capacidad diurética y depurativa. Sin embargo, para esta indicación no es que sea de primera elección, más bien es reconocido por la eficacia de la raíz en el alivio de los síntomas de hiperplasia prostática benigna.

Los pacientes con problemas de hipertensión y de corazón deben ser advertidos por el farmacéutico que los productos diuréticos pueden causar una descompensación tensional, por tanto, es recomendable realizarles un seguimiento desde la farmacia realizando tomas tensionales periódicas (7).

Hoy en día los pacientes tienen a su disposición ingentes cantidades de información en el mundo digital que a veces no pueden llegar a comprender y otras veces no pueden contrastar su veracidad y rigurosidad. Los tratamientos fitoterápicos no son una excepción, por lo tanto, es sine qua non que el farmacéutico esté informado y sepa proporcionar información veraz y apropiada que se adapte a las características patológicas de cada paciente. Las infecciones urinarias, sobre todo las de carácter leve y moderado, pueden ser tratadas de forma efectiva en monoterapia y como coadyuvante y pueden ser prevenidas mediante las drogas analizadas en el artículo. No obstante, el farmacéutico es el profesional más apropiado para su indicación y el primero en ser consciente de cuando es necesario la derivación al médico del paciente si no resulta suficiente la fitoterapia para la subsanación de la patología.

Bibliografía

  1. Mensa J, Caramelo C. Infecciones de las vías urinarias. Farreras-Rozman, Medicina Interna. Madrid: Harcourt. 2004;929-969.
  2. Romero R. Infección urinaria. Nefrología Clínica. Madrid: Panamericana. 2003;465- 479.
  3. EMA Community herbal monograph on Arctostaphylos uva-ursi (L.) Spreng. Doc. Ref. EMA/HMPC/750269/2016 Rev.1. Londres: EMA. 2017. Disponible en: https://www.ema.europa.eu/en/documents/herbal-monograph/draft-european- union-herbal-monograph-arctostaphylos-uva-ursi-l-spreng-folium_en.pdf (Citado en agosto de 2019).
  4. EMA Community herbal monograph on Equisetum Arvense L., herba. Doc.Ref. EMA/HMPC/278091/2015. Londres: 2015. Disponible en: https://www.ema.europa.eu/en/documents/herbal-monograph/draft-european- union-herbal-monograph-equisetum-arvense-l-herba_en.pdf (Citado en agosto de 2019).
  5. EMA Community herbal monograph on Agropyron repens (L.) P. Beauv., rhizome.Doc. Ref. EMA/HMPC/563408/2010. Londres: EMA. 2011. Disponible en: https://www.ema.europa.eu/en/documents/herbal-monograph/final-community- herbal-monograph-agropyron-repens-l-p-beauv-rhizoma_en.pdf (Citado en agosto de 2019).
  6. Nohales F, Nohales M. Arándano americano (Vaccinium macrocarpon): conclusiones de la investigación y de la evidencia clínica», Revista de Fitoterapia. 2010(10);5-21. Disponible en: http://www.fitoterapia.net/revista/pdf/RDF_10-pdf (Citado en agosto de 2019).
  7. EMA Community herbal monograph on Urtica dioica L.; Urtica urens L., folium. Doc. EMA/HMPC/508015/2007. Londres: EMA. 2010. Disponible en: https://www.ema.europa.eu/en/documents/herbal-monograph/final-community- herbal-monograph-urtica-dioica-l-urtica-urens-l-folium_en.pdf (Citado en agosto de 2019).