Factores que influyen en la cicatrización de las heridas

Incluido en la revista Ocronos. Vol. IV. Nº 12–Diciembre 2021. Pág. Inicial: Vol. IV; nº12: 332

Autor principal (primer firmante): Cleofé Garvi Tortajada

Fecha recepción: 26 de Noviembre, 2021

Fecha aceptación: 22 de Diciembre, 2021

Ref.: Ocronos. 2021;4(12) 332

Autores:

  1. Cleofé Garvi Tortajada
  2. Rubén Laiglesia Sancho

Introducción

Una herida es una pérdida de continuidad de la piel o de la mucosa producida por algún agente físico o químico, que cursa con una serie de signos y síntomas, tales como separación de bordes de la piel, dolor, inflamación, hemorragia…

Al hacerte una herida, debe comenzar la cicatrización de ésta. La cicatrización es el conjunto de acontecimientos que se originan a nivel local ante una agresión a los tejidos, para mantener la integridad física del organismo. Tiene la función de unir los tejidos lesionados entre sí para recuperar su unidad.

publica-TFG-libro-ISBN

El proceso de cicatrización está basado en las siguientes fases: fase hemostática e inflamación, fase de proliferación y fase de maduración, solapándose entre ellas.

Palabras clave: herida; cicatrización; factores internos; factores externos

Objetivo

Conocer los factores que influyen en la cicatrización de las heridas para poder manejarlas de la manera más eficaz.

Discusión / Resultados

Cualquier herida puede estar afectada por un conjunto de factores que pueden influir en su cicatrización, tanto positiva como negativamente, y se pueden clasificar en factores internos y factores externos.

Entre los factores internos se incluyen:

  • Circulación sanguínea: Un aporte demasiado bajo de glóbulos blancos hace disminuir el desbridamiento del tejido dañado. Además, se produce una curación tardía de la herida cuando el aporte sanguíneo es insuficiente para llevar nutrientes y oxígeno y repararlo.
  • Nutrición: la curación de las heridas requiere de un aporte nutricional extra. Por ello, se produce una cicatrización retardada en los casos donde el paciente está pobremente nutrido. Para mejorar la cicatrización de las heridas, debemos aumentar la ingesta de alimentos ricos en proteínas, vitaminas A y C, y sales minerales como el Zn, Ca, Cu y el Fe, esencial para la síntesis de DNA y división celular.
  • Tabaco: reduce la hemoglobina funcional dando como resultado una disminución del oxígeno circulante en los tejidos del organismo. Además, el tabaco hace que disminuya la síntesis de colágeno, la angiogénesis y la actividad fagocítica.
  • Fármacos: los medicamentos inmunosupresores pueden retrasar la cicatrización y los antiinflamatorios podrían enmascarar los síntomas de una infección superpuesta. Los corticoesteroides interfieren en la migración y fagocitosis de los glóbulos blancos, disminuyendo, por tanto, la descontaminación de la herida. La progesterona favorece la angiogénesis, pero deprime la fibroplastia. Y los estrógenos inhiben los 2 procesos.
  • Edad: A mayor edad del paciente, menor velocidad de cicatrización.
  • Enfermedades de base:
    • Diabetes: produce una alteración de los glóbulos blancos, entre otras anomalías.
    • Arteriosclerosis: existe un menor aporte sanguíneo cuando en las paredes de los vasos existen depósitos de lípidos y colesterol.
    • Hipertiroidismo: se produce una disminución en la síntesis de colágeno.
    • Insuficiencia renal crónica.
    • Hipotiroidismo: hace que disminuya la degradación del tejido y la síntesis de colágeno.
    • Enfermedades congénitas que afectan al tejido conjuntivo, como el síndrome de Marfan o el síndrome de Ehlers-Danlos

Entre los factores externos se incluyen:

  • Infección: las bacterias atraen células inflamatorias y provocan una respuesta química (citoquina, proteasas…) que desencadena un estado inflamatorio duradero en el tiempo.
  • Exceso de exudado: retrasa la proliferación de los fibroblastos, células endoteliales y queratinocitos.
  • Temperatura: debe ser de unos 37º alrededor de la herida. Si es menor, se produce una vasoconstricción, dificultando la llegada de oxígeno, nutrientes y glóbulos blancos.
  • Deshidratación: cuando la herida no está hidratada se retrasa la cicatrización.
  • Manejo de la herida y la técnica quirúrgica: es importante la elección de una técnica quirúrgica correcta y un adecuado manejo de la herida. Un correcto manejo del tejido, técnicas asépticas concienzudas, tratamiento adecuado de la tensión a través de la herida y una óptima elección del tipo y material de sutura ayudan a minimizar las complicaciones en la cicatrización de la herida.

Conclusión

Las heridas crónicas son un problema de salud que puede afectar a numerosas personas. Estas heridas tienen el proceso de cicatrización alterado, pudiendo deberse a diversos factores tanto internos como externos. Conocerlos, nos ayudará a manejar las heridas de manera adecuada.

Bibliografía

  1. Lucha Fernández V, Muñoz Mañez V, Fornes Pujalte B. La Cicatrización de las Heridas. ENFERMERÍA dermatológica. 2008; 3: 8-15.
  2. Chaput B y cols. Anomalías de la cicatrización. EMC. 2012; 20 (3): 1-13.
  3. CONSENSO SOBRE CICATRIZACIÓN DE HERIDAS. SOCIEDAD ARGENTINA DE DERMATOLOGÍA, Comisión Directiva 2007-2008.
  4. Técnico en cuidados auxiliares de Enfermería. Servicio de salud aragonés de salud. Ed MAD. 2019.