El estrés laboral en el personal de los servicios sanitarios

Incluido en la revista Ocronos. Vol. VI. Nº 10–Octubre 2023. Pág. Inicial: Vol. VI; nº 10: 295

Autor principal (primer firmante): Raúl Sánchez García

Fecha recepción: 02/10/2023

Fecha aceptación: 27/10/2023

Ref.: Ocronos. 2023;6(10): 295

Autores:

Raúl Sánchez García

Jesús Laga Vallespín

Alejandra De la Torre Herrería

Loreto Mancebo Andreu

María José Palacin Castillo

Cristina Bailo Gay

Palabras clave:

Estrés laboral, salud, trabajo

Introducción

El estrés laboral es descrito como un conjunto de reacciones físicas y psicológicas que se producen cuando los trabajadores deben hacer frente a exigencias ocupacionales en su entorno de trabajo y que no se corresponden con sus conocimientos, destrezas o habilidades. Supone un desajuste entre la persona, el puesto y la organización lo que produce una discrepancia entre la demanda laboral y los recursos del trabajador para hacerlas frente.

El trabajador percibe un desequilibrio entre las exigencias a las que está sometido por su trabajo y los recursos físicos y mentales de los que dispone para hacer frente a dichas exigencias.

Todas las actividades laborales y profesiones generan en mayor o menor medida algún grado de estrés, aunque el trabajo vinculado con la atención de la salud se caracteriza por algunos estresores únicos, que son el resultado de una actitud de intensa dedicación al servicio y cuidado de la salud de los demás. El ámbito sanitario es considerado como uno de los sectores profesionales más expuestos a niveles elevados de estrés, tanto de forma puntual como mantenida en el tiempo.

Desarrollo

La OMS define el estrés laboral como un grupo de reacciones emocionales, cognitivas, psicológicas y conductuales ante las exigencias profesionales que sobrepasan las habilidades y los conocimientos del trabajador para desempeñar de forma óptima su trabajo. A su vez el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo define el estrés como la respuesta fisiológica, psicológica y de comportamiento de un individuo que intenta ajustarse y adaptarse a las presiones tanto internas como externas.

Dos son las formas en las que se manifiesta el estrés: el estrés crónico y el estrés temporal. Tanto uno como otro tienen importantes consecuencias en la salud, resultado del agotamiento del organismo en buscar respuesta para solucionar las amenazas o los problemas del entorno laboral.

Si bien las causas del estrés en profesionales de la salud son distintas para cada individuo, existen algunas fuentes comunes de estrés en el lugar de trabajo, que son analizadas y pueden ser objeto de prevención.

Principales factores desencadenantes del estrés laboral en el personal de los servicios sanitarios

  • Sobrecarga de rol: La falta de tiempo material para completar el trabajo asistencial encomendado en una jornada laboral. El número de pacientes o usuarios por día que ha de atenderse es excesivo para el tiempo del que se dispone. Además, las restricciones económicas por el gasto sanitario aumentan el nivel de estrés por no poder atender al paciente de la forma adecuada.
  • Conflicto de rol: La atención individualizada y responsable en ocasiones puede generar un conflicto entre los principios éticos adquiridos en la formación profesional y las prácticas diarias sometidas a las disponibilidades y recursos reales.
  • Ambigüedad de rol: La incertidumbre sobre las exigencias de la propia tarea y los métodos o maneras de realizarla.
  • Recursos inadecuados: No se dispone de recursos humanos o materiales suficientes ni de la seguridad adecuada a la hora de realizar tareas que pueden comprometer la salud o la integridad física del profesional.
  • Clima o ambiente laboral: Un ambiente laboral donde no se fomenta el compañerismo ni reciprocidad en las relaciones interpersonales entre compañeros, superiores, pacientes o usuarios.

La respuesta que ofrece el organismo difiere según se esté en una fase de tensión inicial o en una fase crónica. En la inicial, hay una activación por lo general del organismo y las alteraciones que se producen en el organismo son fácilmente remisibles, si se suprime o mejora la causa.

En la fase de estrés prolongado o tensión crónica, los síntomas se convierten en permanentes y produce que se desencadene la enfermedad. Se produce un estado de agotamiento del organismo lo que dificultara de forma severa sus respuestas adaptativas y funcionales.

El origen del estrés laboral puede ser debido a múltiples factores, por lo que las medidas preventivas para eliminar o reducir el estrés laboral también pueden ser múltiples; pero como norma se intervendrá sobre dos ejes principales el trabajador y/o sobre la organización.

Intervención sobre la organización

Las intervenciones deberían realizarse siempre en primer lugar, pueden y deben estar dirigidas hacia la estructura de la organización, del estilo de comunicación, los procesos de formulación de decisiones, las tareas y funciones que se realizan en el trabajo, el ambiente físico del entorno laboral y los métodos para capacitar a los trabajadores.

Si consideramos que el estrés es uno de los principales riesgos para la salud y la seguridad en el entorno de trabajo, sería prudente incluir indicadores del mismo en la vigilancia de la salud laboral e invertir en la prevención del estrés en el personal que trabaja en los Servicios Sanitarios.

Las medidas preventivas en los lugares de trabajo que pueden adoptarse serían las siguientes:

  • El trabajo debe ser acorde con las habilidades y los recursos de los trabajadores.
  • Permitir que el trabajador use sus habilidades para la solución de los problemas.
  • Establecer correctamente las funciones, tareas y responsabilidades de cada trabajador para evitar que exista ambigüedad.
  • Involucrar a los trabajadores para participar en la toma de decisiones, ya que esto repercute y mejora la comunicación en la organización.
  • Apoyar la interacción social entre los trabajadores fuera del entorno de trabajo: celebraciones, juegos, etc.

En ocasiones eliminar las fuentes de estrés en el origen resulta muy difícil o casi imposible, en estos casos lo que se puede es dotar a los trabajadores de estrategias que le permitan afrontar dichas situaciones, reducir y controlar las experiencias y consecuencias que el estrés produce en su organismo.

Intervención sobre el trabajador

A través de diferentes técnicas se consigue dotar al trabajador de los recursos de afrontamiento del estrés laboral cuando las medidas organizativas no dan resultados.

  • Generales. El objetivo es incrementar en el individuo una serie de recursos personales de carácter genérico que le permitan hacer frente al estrés.
  • Fisiológicas. Están orientadas a la reducción de la activación fisiológica, el malestar emocional y físico que el estrés produce en su organismo.
  • Conductuales. El objetivo es promover unas conductas adaptativas y dotar al trabajador de una serie de estrategias de comportamiento que lo ayuden a afrontar el problema que le genera estrés.
  • Cognitivas. La finalidad es cambiar la forma de afrontar la situación, la interpretación, la percepción, la evaluación del problema y de los recursos propios de que se dispone.

Conclusión

El estrés laboral es un peligroso trastorno que produce alteraciones en el estado psicológico de la persona porque genera respuestas emocionales, cognitivas, fisiológicas y conductuales. Además de provocar enfermedades; produce pérdida de la productividad, ya que son frecuentes los trastornos musculoesqueléticos que pueden poner en peligro su seguridad en el lugar de trabajo.

Las consecuencias del estrés en los trabajadores de instituciones sanitarias son especialmente graves y visibles por la constante exposición pública de su trabajo y el factor añadido de su vocación de servicio público. Fuentes añadidas de estrés en los trabajadores de las instituciones sanitarias son la necesidad de actualización constante de conocimientos, la altísima carga de trabajo debida a la cada vez mayor demanda asistencial, la utilización de nuevas tecnologías y los actuales recortes presupuestarios del sistema sanitario público.

Bibliografía

  1. CURSO Gestión del estrés laboral en las administraciones públicas [Internet]. [citado julio de 2023]. Disponible en: https://campussanidad.csif.es/FCCCurso.a spx? IDAreaTematicaPrincipal=&IDAreaTematica= &IDCurso=2313&IDConvocatoria=35760
  2. CURSO Trabajo en equipo y ética profesional sanitaria [Internet]. [citado agosto de 2023]. Disponible en: https://campussanidad.csif.es/FCCCurso.a spx? IDAreaTematicaPrincipal=&IDAreaTematica= &IDCurso=2169&IDConvocatoria=35067
  3. CURSO Gestión al día: introducción a la dirección de personas [Internet]. [citado julio de 2023]. Disponible en: https://campussanidad.csif.es/FCCCurso.a spx? IDAreaTematicaPrincipal=261&IDAreaTemati ca=263&IDCurso=1999
  4. Torres JM. Temario oposiciones Administrativo SALUD Aragón [Internet]. [citado julio de 2023]. Disponible en: https://www.joaquinmur.com/oposiciones/o posiciones-salud-aragon/administrativo -sistema-aragones-de- salud/
  5. Formación Logoss. Curso “Gestión administrativa en el ámbito sanitario”. Cursos on-line para personal no sanitario [Internet]. Logoss.net. [citado julio de 2023]. Disponible en: https://logoss.net/cursos-distancia-y-li ne- para-personal-no-sanitario
Salir de la versión móvil