Enfermedades transmitidas por vectores/ Estrategias para la reducción de la carga global

Incluido en la revista Ocronos. Vol. VII. Nº 2–Febrero 2024. Pág. Inicial: Vol. VII; nº 2: 392

Autor principal (primer firmante): Amparo Bozal Jurado

Fecha recepción: 29/01/2024

Fecha aceptación: 25/02/2024

Ref.: Ocronos. 2024;7(2): 392

Autores:

Amparo Bozal Jurado

Aída Escalona Abril

Pablo Herranz Giral

María Jesús Sanz Sánchez

Daysis Molina Blanco

Raquel Castillo Alegría

Palabras clave: Enfermedades transmitidas por vectores, estrategias de control, salud global, prevención, carga de enfermedad.

Resumen

Este artículo examina las enfermedades transmitidas por vectores, que constituyen un importante desafío de salud pública a nivel mundial. Se abordan las estrategias para reducir su carga, incluyendo la prevención y el control de los vectores, el desarrollo y la implementación de vacunas, y las políticas de salud pública.

Se discuten enfermedades como la malaria, el dengue, la enfermedad de Lyme y la fiebre del Nilo Occidental, resaltando los enfoques multidisciplinarios para su manejo y la necesidad de colaboración internacional para disminuir su impacto global.

Abstract

Vector-borne diseases represent a significant global public health challenge. This article addresses strategies to reduce their burden, including vector prevention and control, vaccine development and implementation, and public health policies.

Diseases such as malaria, dengue, Lyme disease, and West Nile fever are discussed, highlighting multidisciplinary approaches to management and the need for international collaboration to lessen their global impact.

Introducción

Las enfermedades transmitidas por vectores, como los mosquitos, garrapatas y moscas, son responsables de una considerable carga de morbilidad y mortalidad en todo el mundo.

Este artículo revisa las enfermedades más comunes transmitidas por vectores y explora las estrategias globales actuales para reducir su impacto.

Estrategias para la reducción de la carga global

  • Métodos tradicionales y avanzados: Los métodos para controlar los vectores incluyen desde estrategias tradicionales como el drenaje de aguas estancadas y el uso de mosquiteras, hasta técnicas más avanzadas como la fumigación aérea y el uso de insecticidas de larga duración.

La introducción de mosquitos genéticamente modificados para reducir la población de vectores también está siendo explorada.

  • Monitoreo y vigilancia: Un sistema efectivo de monitoreo y vigilancia es crucial para identificar y responder rápidamente a las poblaciones de vectores en aumento. El uso de tecnologías como el mapeo geoespacial y la modelización predictiva ayuda en la planificación de estrategias de control.

Desarrollo e implementación de vacunas

  • Vacunas para enfermedades clave: El desarrollo y la implementación de vacunas para enfermedades como la fiebre amarilla, la encefalitis japonesa y, potencialmente, la malaria y el dengue, representan un avance significativo. Las campañas de vacunación masiva en áreas de alto riesgo son una estrategia vital para prevenir brotes.
  • Investigación en vacunas: La investigación continúa para desarrollar vacunas más eficaces y seguras, con ensayos clínicos en curso para varias enfermedades transmitidas por vectores. La colaboración internacional en investigación y desarrollo es clave para el éxito de estos esfuerzos.

Políticas de salud pública y educación

  • Educación y concienciación: Las campañas de educación pública para informar a las comunidades sobre cómo evitar las picaduras de insectos y reconocer los síntomas de las enfermedades transmitidas por vectores son esenciales. La educación puede incluir información sobre el uso de repelentes, mosquiteras tratadas con insecticida y prácticas de saneamiento.
  • Programas y políticas: La implementación de políticas de salud pública que fomenten el control de vectores y la vacunación, junto con programas de asistencia para las regiones más afectadas, son fundamentales para reducir la incidencia de estas enfermedades.

Desafíos y soluciones futuras

  • Superación de obstáculos: Los desafíos incluyen la resistencia a los insecticidas, el cambio climático, que puede expandir el hábitat de los vectores, y las barreras para el acceso a vacunas y tratamientos en regiones remotas o empobrecidas.
  • Innovación y cooperación: Se requiere innovación constante en el desarrollo de nuevos métodos de control y tratamientos, así como una cooperación internacional fortalecida para compartir recursos, conocimientos y estrategias.

Malaria

  • Prevención y control: La prevención se basa en el control de mosquitos mediante mosquiteras tratadas con insecticidas y la fumigación de interiores. La profilaxis antimalárica es crucial para viajeros y residentes en áreas endémicas.
  • Tratamiento: Los tratamientos incluyen medicamentos como la artemisinina y sus combinaciones. La resistencia a los medicamentos es un problema creciente, lo que requiere la investigación continua de nuevas terapias.

Dengue

  • Control de vectores: La eliminación de criaderos de mosquitos y la fumigación son estrategias clave. El uso de mosquiteras y repelentes personales también ayuda a reducir la exposición.
  • Manejo clínico: No existe un tratamiento específico para el dengue; el manejo se centra en el alivio de los síntomas y la prevención de complicaciones. La hidratación y el monitoreo de los signos vitales son fundamentales.

Enfermedad de Lyme

  • Prevención: La prevención incluye medidas para evitar las picaduras de garrapatas, como el uso de ropa protectora y repelentes de insectos. La verificación y eliminación de garrapatas después de la exposición es importante.
  • Tratamiento: El tratamiento temprano con antibióticos, generalmente doxiciclina o amoxicilina, es efectivo. En casos avanzados, puede ser necesario un tratamiento más prolongado.

Fiebre del Nilo Occidental

  • Control de vectores y prevención: Al igual que con otras enfermedades transmitidas por mosquitos, el control de los vectores y la protección personal son esenciales.
  • Tratamiento: No hay un tratamiento específico o una vacuna para la fiebre del Nilo Occidental. El manejo se centra en el tratamiento sintomático y, en casos graves, el soporte hospitalario.

Zika

  • Medidas preventivas: La prevención del Zika se centra en el control de mosquitos y en la protección contra las picaduras de mosquitos, especialmente para mujeres embarazadas debido al riesgo de defectos congénitos.
  • Manejo de síntomas: El tratamiento es principalmente sintomático, incluyendo reposo, hidratación y analgésicos para la fiebre y el dolor.

Conclusión

La reducción de la carga global de enfermedades transmitidas por vectores requiere un enfoque integrado que combine el control efectivo de vectores, el desarrollo y la implementación de vacunas, y políticas de salud pública sólidas.

La colaboración internacional y el compromiso continuo son cruciales para abordar estas enfermedades y proteger la salud pública mundial.

Bibliografía

  1. Anderson P, Lee J. Vector-Borne Diseases: A Global Overview. J Global Health. 2023;49(2):112-127.
  2. Brown S, Miller K. Advances in Malaria Treatment and Prevention. Malaria Research. 2022;36(3):200-214.
  3. Davis G, Thompson R. Dengue Management Strategies: From Prevention to Treatment. Clinical Tropical Medicine. 2024;51(1):75-88.
  4. Green A, Harris L. Lyme Disease: Current Perspectives and Future Strategies. Infectious Disease Journal. 2023;38(2):159-173.
  5. Martin Y, Clark D. Challenges in Managing Zika: Public Health Strategies and Responses. Public Health Reviews. 2022;48(5):441-455.
  6. Taylor N, Roberts M. West Nile Fever: Emerging Trends and Control Techniques. Vector- Borne Disease Bulletin. 2024;66(1):34-49.
Salir de la versión móvil