Efectos del sedentarismo durante la infancia: consecuencias, impacto en la salud y estrategias de prevención

Incluido en la revista Ocronos. Vol. VII. N.º 7–Julio 2024. Pág. Inicial: Vol. VII; N.º 7: 87

Autor principal (primer firmante): Irene Figuer Enciso

Fecha recepción: 03/06/2024

Fecha aceptación: 30/06/2024

Ref.: Ocronos. 2024;7(7): 87

Autores:

Irene Figuer Enciso (Fisioterapeuta).

Carlos Enrique Rastrero (Celador).

Publica TFG cuadrado 1200 x 1200

Natalia Ortiz Martinez (TCAE).

Francisco Delgado Quintana (Celador).

Daniel Saenz Trallero (Celador).

Elena Royo Mar (Enfermera).

Palabras clave:

Resumen

El sedentarismo en la infancia se ha convertido en un problema de salud pública global, con consecuencias significativas para el desarrollo físico, mental y social de los niños. En este artículo, examinaremos los efectos del sedentarismo durante la infancia, sus impactos en la salud y el bienestar, así como las estrategias de prevención para abordar este problema creciente.

Consecuencias del sedentarismo en la infancia

  1. Obesidad infantil: El sedentarismo está fuertemente asociado con el aumento de peso y la obesidad en los niños. La falta de actividad física contribuye al desequilibrio energético, donde la ingesta de calorías supera el gasto, lo que lleva al aumento de grasa corporal y al desarrollo de obesidad.
  2. Problemas de salud mental: El sedentarismo en la infancia se ha relacionado con un mayor riesgo de problemas de salud mental, como la depresión y la ansiedad. La falta de actividad física puede afectar negativamente el estado de ánimo y la salud mental de los niños, contribuyendo a problemas de salud mental a corto y largo plazo.
  3. Riesgo de enfermedades crónicas: El sedentarismo durante la infancia puede aumentar el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas en la edad adulta, como enfermedades cardíacas, diabetes tipo 2, hipertensión y osteoporosis. Los hábitos sedentarios establecidos en la infancia pueden persistir hasta la edad adulta, aumentando el riesgo de enfermedades crónicas a lo largo de la vida.
  4. Desarrollo motor deficiente: La falta de actividad física puede afectar negativamente el desarrollo motor de los niños, incluida la coordinación, el equilibrio y la fuerza muscular.

Esto puede influir en su capacidad para participar en actividades físicas y deportivas, lo que a su vez puede afectar su autoestima y bienestar emocional.

publica-articulo-revista-ocronos

Impacto en la salud y el bienestar infantil

  1. Bajo rendimiento académico: El sedentarismo puede afectar negativamente el rendimiento académico de los niños, ya que la actividad física regular se ha asociado con un mejor funcionamiento cognitivo y rendimiento escolar. Los niños sedentarios pueden experimentar dificultades para concentrarse y mantener la atención en el aula.
  2. Baja autoestima: La falta de actividad física y la obesidad infantil pueden contribuir a una baja autoestima y problemas de imagen corporal en los niños. Esto puede afectar negativamente su bienestar emocional y social, así como su capacidad para desarrollar relaciones saludables con sus compañeros.
  3. Socialización limitada: Los niños sedentarios pueden tener menos oportunidades de socializar y participar en actividades grupales, lo que puede afectar su desarrollo social y emocional. La participación en actividades físicas y deportivas puede promover la interacción social y el trabajo en equipo entre los niños.

Estrategias de prevención del sedentarismo infantil

  1. Promoción de la actividad física: Es fundamental fomentar la actividad física regular en los niños, incluida la participación en juegos activos, deportes organizados y actividades al aire libre. Las escuelas, las comunidades y las familias pueden desempeñar un papel importante en la promoción de estilos de vida activos.
  2. Limitación del tiempo de pantalla: Se recomienda limitar el tiempo dedicado a actividades sedentarias, como ver televisión, jugar videojuegos y usar dispositivos electrónicos. Establecer límites claros sobre el tiempo de pantalla puede fomentar la participación en actividades físicas y promover un estilo de vida más activo.
  3. Creación de entornos activos: Las comunidades y las escuelas pueden crear entornos que fomenten la actividad física, como parques y áreas de juego accesibles, programas extracurriculares deportivos y clases de educación física de calidad en las escuelas.
  4. Participación familiar: Es importante que las familias fomenten un estilo de vida activo y saludable en el hogar, proporcionando oportunidades para que los niños participen en actividades físicas juntos, como caminar, andar en bicicleta y jugar al aire libre.

Conclusión

El sedentarismo durante la infancia tiene consecuencias significativas para la salud y el bienestar de los niños, con impactos que pueden persistir hasta la edad adulta. Es crucial implementar estrategias efectivas de prevención del sedentarismo, incluida la promoción de la actividad física regular, la limitación del tiempo de pantalla y la creación de entornos que fomenten un estilo de vida activo y saludable.

Al abordar el sedentarismo en la infancia, podemos promover la salud y el bienestar a lo largo de la vida de los niños y jóvenes.

Bibliografía

  1. Thomas-Eapen N. Childhood Obesity. Prim Care. 2021 Sep;48(3):505-515. doi: 10.1016/j.pop.2021.04.002. Epub 2021 Jul 8. PMID: 34311854.
  2. Brown CL, Halvorson EE, Cohen GM, Lazorick S, Skelton JA. Addressing Childhood Obesity: Opportunities for Prevention. Pediatr Clin North Am. 2015 Oct;62(5):1241-61. doi: 10.1016/j.pcl.2015.05.013. Epub 2015 Jul 16. PMID: 26318950; PMCID: PMC4555982.
  3. Smith JD, Fu E, Kobayashi MA. Prevention and Management of Childhood Obesity and Its Psychological and Health Comorbidities. Annu Rev Clin Psychol. 2020 May 7;16:351-378. doi: 10.1146/annurev-clinpsy-100219-060201. Epub 2020 Feb 25. PMID: 32097572; PMCID: PMC7259820.