Dolor crónico

Incluido en la revista Ocronos. Vol. V. Nº 10–Octubre 2022. Pág. Inicial: Vol. V; nº10: 308

Autor principal (primer firmante): Sheila Morillas Coronado

Fecha recepción: 1 de octubre, 2022

Fecha aceptación: 28 de octubre, 2022

Ref.: Ocronos. 2022;5(10) 308

Autoras:

  1. Sheila Morillas Coronado
  2. Adriana Lorena Laffont Noya
  3. Rosa Ana Escalona Almendro
  4. Eva María González Micó
  5. Irene María Rodrigo Liso
  6. Andrea Zabau Redol

Categoría: TCAE

Palabras clave: Dolor, analgesia, tratamiento, enfermedad, terapia

publica-TFG-libro-ISBN

Dolor crónico

Vivir con un dolor constante en tú día a día y prolongado en el tiempo es un desgaste emocional y energético enorme para el paciente por ello el apoyo psicológico es muy importante para reforzar la mente con estrategias de inteligencia emocional. Sentir dolor, nos bloquea mentalmente. Un dolor intenso e incesante, reclama nuestra atención de manera constante alertándonos de que algo no funciona bien en nuestro cuerpo, lo que hace que nos desgastemos energéticamente y nos sintamos incapaces de realizar nuestras actividades de la vida diaria.

En muchos pacientes, aunque desaparezca la causa que lo provoca el dolor permanece, por eso en muchos casos es complicado establecer un tratamiento.

Cuando padeces una enfermedad que conlleva un dolor crónico, lo peor es la desinformación, lo mucho que cuesta en caso de tener una enfermedad no tan conocida que te den un diagnóstico precoz y un tratamiento eficiente.

Las largas listas de espera en cuanto a resonancias, tac etc. hacen también que se retrase un tratamiento a tiempo, mientras tanto te ves en la obligación de probar con los tratamientos que asesora el médico con los datos que tiene a la espera del conjunto de pruebas.

Atención centrada en la persona

Ante una enfermedad complicada no solo se debe de centrar la atención en un tratamiento farmacológico, se puede complementar con:

Fisioterapia

  • Electroterapia
  • Acupuntura
  • Fortalecimiento de la musculatura
  • Terapia manual
  • Ejercicio terapéutico
  • Hipopresivos
  • Ejercicios de suelo pélvico

Ayudando con esto y otros tratamientos a reforzar la musculatura, proteger las articulaciones y dándoles una mayor flexibilidad.

Terapia ocupacional

Para tener pautas y asesoramiento de como tener una mejor calidad de vida con dolor crónico, un terapeuta te ayudará a tener una mejor autonomía y velará por tu bienestar físico y emocional, se desarrollará un plan de tratamiento individualizado en base a las necesidades del paciente ya sea en ayuda a la psicomotricidad, escuela de espalda, ergonomía articular, reeducación de las actividades de la vida diaria, adaptación del medio en el que desempeña sus actividades personales y profesionales la persona, terapias manuales, etc.

Alimentación

Una buena alimentación es muy importante para el ser humano, pero en casos de dolor crónico se puede reforzar la ayuda desde una dieta antiinflamatoria y buscando beneficios en los alimentos antinflamatorios y analgésicos como el consumo de omega 3, antioxidantes, raíces como el jengibre, romero, cúrcuma o ajo.

El aceite de oliva usado con moderación tiene químicos naturales que favorecen el efecto antiinflamatorio.

  • Alimentos antiinflamatorios:
    • Brócoli
    • Kale
    • Piña
    • Aguacate
    • Ajo
    • Pescado azul
    • Infusiones de jengibre, tomillo, cúrcuma
    • Té verde

Los alimentos que contribuyen a una inflamación de los tejidos son llamados alimentos proinflamatorios estos son algunos de ellos:

  • Bollería industrial.
  • Fiambres, embutidos.
  • Lácteos.
  • Bebidas carbonatadas y azucaradas.
  • Azúcar, miel, siropes.
  • Snacks como patatas fritas de bolsa.
  • Hidratos de carbono refinados como la harina.
  • Carnes rojas.

Psicología

Cuando se convive con el dolor crónico durante mucho tiempo es de mucha ayuda saber cómo gestionar la ansiedad, la depresión y la irritabilidad. Las personas con dolor crónico están experimentando emociones desagradables constantemente y algunas presentan alteraciones en el estado de ánimo.

La intervención psicológica del dolor crónico se realiza a tres niveles: Fisiológico, cognitivo- afectivo y conductual.

Asociaciones

Ellos tienen muchas pautas de cómo ayudar y guiar. Muchas de ellas están encabezadas por personas con esa misma patología y por ello se informan a mucha más conscientemente que cualquier especialista. También el hecho de hablar con otras personas con las que compartir patología, dolor y miedos ayuda psíquica y emocionalmente al paciente con un dolor crónico o difícil de diagnosticar.

Conclusión

La aparición de dolor crónico a menudo puede acarrear consecuencias negativas en la vida de una persona, por eso es importante abordarlo desde distintas disciplinas para conseguir que el paciente pueda mantener sus actividades cotidianas.

Bibliografía

  1. Dolor crónico. Brain and Nerves [Internet]. 2013 [citado el 1 de septiembre de 2022];
    Disponible en: https://medlineplus.gov /spanish/chronicpain.html
  2. Humana PMC. Dolor crónico. Cómo afrontarlo psicológicamente [Internet]. Psicólogos Madrid | Centro Área Humana. 2015 [citado el 1 de septiembre de 2022]. Disponible en:
    https://www.areahumana. es/dolor-cronico/
  3. Arranz DLI. La nutrición, una herramienta para el dolor crónico [Internet]. Tuvidasindolor. Tu vida sin dolor; 2017 [citado el 1 de septiembre de 2022]. Disponible en:
    https://www.tuvidasindolor. es/nutricion-y-dolor-cronico/