Terapia respiratoria en el paciente con enfermedad pulmonar

Incluido en la revista Ocronos. Vol. VII. Nº 1–Enero 2024. Pág. Inicial: Vol. VII; nº 1: 508

Autor principal (primer firmante): Leslie Adriana Barrera Idrovo

Fecha recepción: 01/01/2024

Fecha aceptación: 27/01/2024

Ref.: Ocronos. 2024;7(1): 508

https://doi.org/10.58842/ARGP5490

Integrantes:

Dra. Leslie Adriana Barrera Idrovo 1, Dra. Karolyne Elizabeth Celi Vega 2, Dra Zayda Cristina Tapia Arias 3, Dra. Annabel Katherine Mera Tinoco 4, Dr. Byron Fabián Moriel Nieves 4, Dr. Santiago Andrés Sinchire Loaiza 5.

Publica TFG cuadrado 1200 x 1200
  1.  Universidad Autónoma de Los Andes Uniandes.
  2. Universidad de Guayaquil.
  3. Hospital General Machala.
  4. Plenisalud.
  5. Universidad Técnica Particular de Loja.

Resumen

La terapia respiratoria desempeña un papel crucial en el tratamiento de enfermedades pulmonares, aliviando síntomas, mejorando la función pulmonar y elevando la calidad de vida de pacientes con afecciones como EPOC, asma y fibrosis quística. Ante la creciente prevalencia global de enfermedades respiratorias crónicas, urge mejorar terapias existentes, como broncodilatadores y oxigenoterapia, dado que la eficacia varía entre pacientes.

Factores como progresión de la enfermedad, resistencia a fármacos e incumplimiento terapéutico subrayan la necesidad de enfoques innovadores.

La investigación busca evaluar diversas modalidades de terapia respiratoria, difundir mejores prácticas y personalizar tratamientos, promoviendo la adherencia del paciente. En síntesis, la terapia respiratoria es esencial, y la investigación continua es clave para optimizar estrategias y mejorar resultados en pacientes con enfermedades pulmonares.

Palabras clave:

Terapia Respiratoria, Enfermedades Pulmonares, Rehabilitación Pulmonar, Función Pulmonar.

Abstract

Respiratory therapy plays a crucial role in the treatment of lung diseases, alleviating symptoms, improving lung function, and enhancing the quality of life of patients with conditions such as COPD, asthma, and cystic fibrosis. Given the increasing global prevalence of chronic respiratory diseases, there is an urgent need to improve existing therapies, such as bronchodilators and oxygen therapy, as their effectiveness varies among patients.

Factors such as disease progression, drug resistance, and non-adherence to therapy underscore the need for innovative approaches. Research aims to evaluate various modalities of respiratory therapy, disseminate best practices, and personalize treatments, promoting patient adherence. In summary, respiratory therapy is essential, and ongoing research is key to optimizing strategies and improving outcomes for patients with lung diseases.

publica-articulo-revista-ocronos

Keywords:

Respiratory Therapy, Lung Diseases, Pulmonary Rehabilitation, Lung Function.

Introducción

La terapia respiratoria desempeña un papel crucial en el tratamiento de las enfermedades pulmonares al mejorar la función pulmonar y aumentar la calidad de vida de los pacientes. Con el aumento de la prevalencia de las enfermedades pulmonares en todo el mundo, existe una necesidad acuciante de desarrollar terapias eficaces para hacer frente a las limitaciones de los tratamientos existentes.

Este ensayo pretende ofrecer una breve visión general de la importancia de la terapia respiratoria en las enfermedades pulmonares, presentar estadísticas sobre la prevalencia de las enfermedades pulmonares, explicar la necesidad de mejorar las terapias actuales y esbozar los objetivos de la investigación para establecer la eficacia de las distintas modalidades de terapia respiratoria e identificar las mejores prácticas para las enfermedades pulmonares.

La terapia respiratoria es esencial para los pacientes con enfermedades pulmonares, ya que ayuda a controlar los síntomas respiratorios, mejorar la función pulmonar y aumentar la calidad de vida en general. Las enfermedades pulmonares, como la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), el asma y la fibrosis quística, se caracterizan por limitaciones del flujo de aire, inflamación y alteración del intercambio gaseoso en los pulmones.

Estas afecciones suelen provocar síntomas como tos, sibilancias, falta de aire y menor tolerancia al ejercicio. Los terapeutas respiratorios desempeñan un papel vital en la prestación de intervenciones para aliviar estos síntomas, optimizar la función pulmonar y educar a los pacientes en técnicas de autogestión (1,2,5).

Las enfermedades pulmonares se han convertido en una importante carga sanitaria mundial, que afecta a millones de individuos en todo el mundo. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), las enfermedades respiratorias crónicas son responsables de aproximadamente 4 millones de muertes cada año. Además, se estima que más de 300 millones de personas en todo el mundo padecen asma, y la EPOC afecta a unos 251 millones de individuos.

Estas estadísticas ponen de manifiesto la necesidad urgente de terapias respiratorias eficaces para mejorar el pronóstico y la calidad de vida de los pacientes con enfermedades pulmonares (4).

A pesar de los avances en la terapia respiratoria, existe la necesidad de mejorar continuamente los tratamientos existentes para optimizar los resultados de los pacientes.

Las terapias actuales, como los broncodilatadores, los corticosteroides inhalados y la oxigenoterapia, tienen como objetivo controlar los síntomas de las enfermedades pulmonares y prevenir las exacerbaciones. Sin embargo, la eficacia de estos tratamientos varía entre los pacientes, y algunos individuos no responden adecuadamente, lo que conduce a una gestión subóptima de su enfermedad. Por lo tanto, es necesario seguir investigando para establecer modalidades y estrategias terapéuticas más eficaces que se dirijan a mecanismos específicos subyacentes a las diferentes enfermedades pulmonares (2,3).

El tratamiento de las enfermedades pulmonares suele verse limitado por varios factores, como la progresión de la enfermedad, la resistencia a los fármacos y el incumplimiento de los regímenes terapéuticos. Por ejemplo, en la EPOC, la gravedad y la progresión de la enfermedad pueden reducir la respuesta a los broncodilatadores, lo que requiere enfoques terapéuticos alternativos.

Además, el desarrollo de cepas farmacorresistentes de agentes infecciosos, como Mycobacterium tuberculosis, plantea retos en el tratamiento de las infecciones pulmonares. Además, el incumplimiento por parte de los pacientes de los tratamientos prescritos y la educación inadecuada de los pacientes contribuyen a una gestión deficiente de la enfermedad.

Estos factores ponen de relieve la necesidad de terapias e intervenciones respiratorias innovadoras que aborden las limitaciones de las opciones de tratamiento actuales (3,6).

Uno de los objetivos de este trabajo es mediante una revisión verificar la eficacia de diversas modalidades de terapia respiratoria para diferentes enfermedades pulmonares. Esto incluye investigar la eficacia de agentes farmacológicos novedosos, técnicas de ventilación no invasiva, programas de rehabilitación pulmonar y otras terapias emergentes.

Se necesitan estudios comparativos y ensayos controlados aleatorizados para determinar las estrategias de tratamiento óptimas que pueden mejorar la función pulmonar, reducir los síntomas, prevenir las exacerbaciones y mejorar los resultados a largo plazo para los pacientes.

Otro objetivo de la investigación es identificar y difundir las mejores prácticas en la terapia respiratoria de las enfermedades pulmonares. Esto implica analizar las directrices basadas en pruebas existentes, evaluar la aplicación de intervenciones de terapia respiratoria en entornos clínicos y explorar las perspectivas y experiencias de pacientes y profesionales sanitarios.

Al identificar y promover las mejores prácticas, los profesionales sanitarios pueden mejorar la prestación de la terapia respiratoria, mejorar la adherencia de los pacientes a los regímenes de tratamiento y optimizar la gestión de la enfermedad.

Discusión

La terapia respiratoria es un componente crucial del tratamiento de las enfermedades pulmonares y de la mejora de la calidad de vida de los pacientes. A continuación, se presentará una exploración de la anatomía y la fisiología del sistema respiratorio, la clasificación de las enfermedades pulmonares, las modalidades de terapia respiratoria y la eficacia de los distintos enfoques terapéuticos.

Los pulmones son un órgano fundamental del sistema respiratorio, formado por estructuras intrincadas que facilitan el intercambio de gases. Los pulmones constan de bronquios, alvéolos y vasos sanguíneos. Los bronquios se ramifican en vías respiratorias más pequeñas que desembocan en los alvéolos, donde se produce el intercambio de gases. Los alvéolos, con sus finas paredes y ricas redes capilares, facilitan el intercambio de oxígeno y dióxido de carbono (7).

La respiración implica dos procesos distintos: la inspiración y la espiración. Durante la inspiración, el diafragma se contrae y se desplaza hacia abajo, mientras que los músculos intercostales expanden la cavidad torácica. Esto provoca una disminución de la presión intratorácica, lo que permite que el aire fluya hacia los pulmones. Por el contrario, durante la espiración, el diafragma y los músculos intercostales se relajan, lo que provoca un aumento de la presión dentro de la cavidad torácica y la expulsión del aire de los pulmones (8).

Las enfermedades pulmonares pueden clasificarse como: obstructivas y restrictivas, con respecto con las obstructivas como la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) y el asma, estas implican un deterioro del flujo aéreo debido a diversos factores. Estas enfermedades se caracterizan por inflamación de las vías respiratorias, broncoconstricción y producción excesiva de moco, lo que provoca síntomas como sibilancias, falta de aire y tos.

Por otro lado, las enfermedades pulmonares restrictivas, como la fibrosis pulmonar y la neumonía, afectan principalmente a la distensibilidad pulmonar o capacidad de expansión de los pulmones. Estas enfermedades provocan una reducción del volumen pulmonar, lo que dificulta la inhalación de una cantidad adecuada de aire. Los síntomas pueden incluir respiración rápida, menor tolerancia al ejercicio y niveles bajos de oxígeno en sangre (4,9,10).

Los inhaladores y broncodilatadores son fundamentales para aliviar el broncoespasmo y mejorar la función pulmonar en enfermedades pulmonares obstructivas, ya que relajan el músculo liso de las vías respiratorias, favoreciendo la apertura de estas y mejorando el flujo de aire.

Por otro lado, la ventilación mecánica se utiliza en casos de insuficiencia respiratoria grave o debilidad de los músculos respiratorios, proporcionando asistencia respiratoria mediante la administración de oxígeno y la eliminación de dióxido de carbono. Diferentes modos de ventilación mecánica, como la ventilación controlada por volumen y presión, garantizan un intercambio gaseoso adecuado y minimizan la dificultad respiratoria (11,12,13).

En cuanto a los indicadores de calidad en el tratamiento del asma en los servicios de urgencias hospitalarios en España, se ha encontrado que el cumplimiento de estos indicadores es bajo, con porcentajes de cumplimiento que van desde 0,1% hasta 64,4% para diferentes aspectos del tratamiento, como la valoración de la gravedad de la crisis asmática, la atención al paciente con disnea grave, la determinación de la saturación de oxígeno y la frecuencia respiratoria, y el tratamiento con inhaladores (14).

Además, se han desarrollado férulas implantables traqueobronquiales para el control de enfermedades pulmonares obstructivas, como el EPOC y el asma, con el fin de mejorar la eficiencia respiratoria y la calidad de vida de los pacientes.

Estas férulas se diseñan para adaptarse al sistema bronquial y mejorar el flujo respiratorio, evitando la necesidad de cirugías de extirpación o respiradores artificiales (15).

En el ámbito de la ventilación mecánica, se han realizado estudios comparando la ventilación controlada por volumen (VCV) y la ventilación controlada por presión (PCV) en diferentes contextos, como la cirugía laparoscópica alta. Estos estudios han demostrado que la PCV puede ofrecer una mejor tolerancia en los pacientes, una mejora más rápida de la compliance pulmonar y valores de oxigenación iguales o mejores que la VCV (11,16).

La oxigenoterapia desempeña un papel fundamental en la terapia respiratoria y es importante para los pacientes con enfermedades pulmonares e hipoxemia, es decir, niveles bajos de oxígeno en la sangre. El objetivo principal es mejorar el suministro de oxígeno a los tejidos y órganos. Para ello se utilizan diversos sistemas, como cánulas nasales, mascarillas y ventiladores. Las cánulas nasales, ligeras y cómodas, son una opción práctica, mientras que las mascarillas que cubren la boca y la nariz proporcionan una mayor concentración de oxígeno.

Los ventiladores se utilizan en situaciones más críticas, como pacientes que requieren asistencia respiratoria avanzada. La elección del sistema depende de factores como la gravedad de la enfermedad y la tolerancia del paciente, y la monitorización continua de la saturación de oxígeno en sangre es esencial para adaptar el tratamiento a la respuesta del paciente. En el contexto de la terapia respiratoria, la oxigenoterapia no sólo alivia los síntomas, sino que también ayuda a mejorar la calidad de vida, prevenir las complicaciones asociadas a la hipoxemia y reducir la carga del sistema respiratorio (17,18).

Los ejercicios de rehabilitación pulmonar tienen como objetivo mejorar la fuerza de los músculos respiratorios, la capacidad de ejercicio y la calidad de vida general de los pacientes con enfermedades pulmonares.

Estos ejercicios combinan entrenamiento de resistencia, ejercicios de fortalecimiento y educación en técnicas respiratorias para mejorar la función pulmonar y reducir los síntomas respiratorios. Un estudio que analizó el impacto del ejercicio aeróbico en el tratamiento de pacientes con estas enfermedades encontró que el entrenamiento con ejercicio aeróbico combinado con otras estrategias, como el desarrollo de fuerza, resistencia y flexibilidad, demostró cambios significativos en la capacidad aeróbica, el consumo máximo de oxígeno, la función cardiovascular y la calidad de vida en más del 50% de los estudios incluidos en la revisión.

Sin embargo, algunos estudios no demostraron diferencias significativas en pruebas de función pulmonar, cambios en variables ventilatorias, de intercambio gaseoso o cardiovasculares.

A pesar de esto, el ejercicio aeróbico se mostró como un componente que mejoró la capacidad aeróbica en los pacientes con enfermedades pulmonares intersticiales. Además, la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR) recomienda la fisioterapia respiratoria, que incluye ejercicio terapéutico, como parte de las estrategias de rehabilitación en enfermedades respiratorias, lo que resalta la importancia del ejercicio en el manejo integral de estas enfermedades (19,20,21).

Conclusión

En conclusión, la terapia respiratoria desempeña un papel crucial en el tratamiento de las enfermedades pulmonares al aliviar los síntomas, mejorar la función pulmonar y contribuir al bienestar general de los pacientes. Dada la creciente prevalencia de estas enfermedades a nivel mundial, es imperativo mejorar las terapias existentes y superar las limitaciones en su tratamiento.

Al establecer la eficacia de diversas modalidades de terapia respiratoria e identificar las mejores prácticas, los profesionales de la salud pueden optimizar los resultados y mejorar el pronóstico de las personas afectadas. La comprensión detallada de la anatomía y fisiología del sistema respiratorio, la clasificación de enfermedades pulmonares y el uso adecuado de las distintas modalidades de terapia respiratoria son fundamentales para ofrecer un tratamiento personalizado y eficaz, respaldado por estudios clínicos que demuestran la eficacia de estas terapias.

Además, la investigación continua es esencial para perfeccionar y optimizar las estrategias de terapia respiratoria, asegurando así mejores resultados para los pacientes con enfermedades pulmonares.

Referencias

  1. Rickards T, Kitts E. The roles, they are a changing: Respiratory Therapists as part of the multidisciplinary, community, primary health care team. Can J Respir Ther. 2018 Winter;54(4).
  2. Tratamientos para las enfermedades pulmonares [Internet]. NHLBI, NIH. 2022
  3. Terry PD, Dhand R. The 2023 GOLD Report: Updated Guidelines for Inhaled Pharmacological Therapy in Patients with Stable COPD. Pulm Ther. 2023 Sep;9(3):345-357.
  4. World. Enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) [Internet]. Who.int. World Health Organization: WHO; 2023 [cited 2023 Dec 21]. Available from: https://www.who.int/es/news-room/fact-sh eets/detail/chronic-obstructive-pulmon ary-disease-(copd)
  5. ‌Zapletal, A., Samánek, M., & Paul, T. (2015). The dynamics of airway obstruction in bronchial asthma. Respiration, 53(4), 287-295.
  6. Ross MH, Zick BL, Tsalik EL. Host-Based Diagnostics for Acute Respiratory Infections. Clin Ther. 2019 Oct;41(10):1923-1938.
  7. Navas, A, Arce Rodríguez, Enrique, María A, Mora B, Chinchilla C, Gamboa G, et al. Embriología del desarrollo de los bronquios y el parénquima pulmonar. Medicina Legal de Costa Rica [Internet]. 2023;27(1):61–74.
  8. ‌Qué hace la respiración por el cuerpo [Internet]. NHLBI, NIH. 2022.
  9. Trigo M. Principales parámetros de función pulmonar en la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC). Atención Primaria [Internet]. 2003 Jul 30;32(3):169–76.
  10. ‌Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC) [Internet]. 2023.
  11. ‌J. Iñigo. Ventilación mecánica en cirugía laparoscópica alta: ventilación controlada por presión (PCV) vs ventilación controlada por volumen (VCV) [Internet].; 2016
  12. ‌Arancibia F, Ugarte S. III. Ventilación no invasiva en pacientes con enfermedades pulmonares obstructivas [Internet]. Revista Chilena De Enfermedades Respiratorias.; 2020
  13. ‌Vega C, Sofía M. Ventilación mecánica protectora, efectos postoperatorios en pacientes sometidos a cirugías bajo anestesia general. [Internet].; 2020
  14. ‌Teruel GC, Ana Solé Ribalta, Balenciaga MG, Calzón NP, Murua K, de G. INDICADORES DE CALIDAD EN ASMA/SIBILANCIAS, ¿SE CUMPLEN EN LOS SERVICIOS DE URGENCIAS DE LOS HOSPITALES ESPAÑOLES? [Internet]. Emergencias.; 2016
  15. ‌Costa Ávila BT. Diseño de una férula implantable traqueo – bronquial para el control de enfermedades pulmonares obstructivas crónicas (EPOCS) aplicado en pacientes de las minas de Potosí, Bolivia. Semantic Scholar [Internet]. 2022 Jul 9;1–12.
  16. ‌Vallverdú, Bak E, M. Subirana, G. Domínguez, Alvar Net, Benito S, et al. Efectos agudos de la ventilación controlada por volumen con PEEP y ventilación controlada por presión con inversión de la relación I:E en el SDRA. Análisis gasométrico, hemodinámico y de la mecánica pulmonar [Internet]. Medicina Intensiva.; 2015.
  17. ‌Belenguer Muncharaz, María-Lidón Mateu-Campos, Bárbara Vidal-Tegedor, María-Desamparados Ferrándiz-Sellés, María-Luisa Micó-Gómez, Altaba-Tena S, et al. Noninvasive ventilation versus conventional oxygen therapy after extubation failure in high-risk patients in an intensive care unit: a pragmatic clinical trial. Revista Brasileira De Terapia Intensiva [Internet]. 2021 Jan 1 [cited;33(3).
  18. ‌F. Mendivelso D, Humberto Rivera M, Claudia Ruíz C, Rubio E, Milena Rodríguez Bedoya. OXIGENOTERAPIA CON CÁNULA NASAL DE ALTO FLUJO: EXPERIENCIA EN UN SERVICIO DE URGENCIAS DE LA CIUDAD DE BOGOTÁ [Internet]. Neumología Pediátrica.; 2022
  19. ‌Nathali Carvajal Tello, Alejandro Segura Ordóñez, Álvaro Javier Arias-Balanta. Rehabilitación pulmonar en fase hospitalaria y ambulatoria. Rehabilitación [Internet]. 2020 Jul 1 [cited 2023 Dec 21];54(3):191–9.
  20. ‌Eliecer J, Maríano-Fernández E, Rolando José Hernández-Romero, Camilo Andrés López-Mejía, Arley Fernando Rojas-Romero, William Alberto Delgadillo-Espinosa. Impacto del ejercicio aeróbico en enfermedades pulmonares intersticiales [Internet]. Acta Médica Costarricense.; 2022.
  21. García-Pascual. Estrategias de rehabilitación recomendadas en enfermedades respiratorias [Internet]. NeuroRehabNews.; 2021.