Dermatitis posterior a la ingesta de alcohol

Incluido en la revista Ocronos. Vol. VII. Nº 1–Enero 2024. Pág. Inicial: Vol. VII; nº 1: 512

Autor principal (primer firmante): Walter Francisco Abad Peña

Fecha recepción: 01/01/2024

Fecha aceptación: 27/01/2024

Ref.: Ocronos. 2024;7(1): 512

https://doi.org/10.58842/QKDA1078

Integrantes:

Dr. Walter Francisco Abad Peña 1, Dra. Angela Lastenia Figueroa Córdova 2, Dra. Ana Lizbeth Tontag Quishpe 3, Dra. Ana Karen Ramírez Egas 4, Dra. Karolyne Elizabeth Celi vega 5, Dra. Adriana Cristina Gilces Llerena 6.

Publica TFG cuadrado 1200 x 1200
  1. Centro de Especialidades MediComdes.
  2. Hospital general del norte de guayaquil.
  3. Consultorio Médico de la Familia.
  4. SALVISDIAB.
  5. Universidad de Guayaquil.
  6. Hospital Monte Sinaí.

Resumen

La dermatitis posterior al consumo de alcohol es un problema dermatológico que ha sido objeto de estudio en los últimos años. Esta condición se caracteriza por la inflamación de la piel en la palma de las manos, manifestándose con enrojecimiento, sequedad y descamación. Aunque la relación entre el consumo de alcohol y la aparición de esta dermatitis aún no ha sido completamente comprendida, se ha observado una alta incidencia de esta condición en individuos consumidores de alcohol.

La evidencia sugiere que la exposición directa al alcohol, como la manipulación de soluciones alcohólicas o el contacto con productos de cuidado de la piel que contienen alcohol, puede aumentar el riesgo de desarrollar dermatitis. Además, se ha observado que la dermatitis alcohólica puede coexistir con otras enfermedades cutáneas, como la dermatitis de contacto.

El diagnóstico de la dermatitis relacionada con el alcohol se basa en una combinación de la historia clínica del paciente, el examen físico y pruebas de parche cutáneo. Tratar eficazmente esta afección implica, en primer lugar, la suspensión del consumo de alcohol y, en segundo lugar, el tratamiento de las manifestaciones cutáneas, que pueden incluir el uso de cremas emolientes y esteroides tópicos, según la gravedad de los síntomas.

Palabras clave:

Dermatitis alcohólica, Alcohol, Descamación cutánea, Irritación cutánea, Barrera cutánea, Tratamiento dermatológico

Abstract

Dermatitis following alcohol consumption is a dermatologic problem that has been the subject of study in recent years. This condition is characterized by inflammation of the skin on the palms of the hands, manifesting with redness, dryness and desquamation. Although the relationship between alcohol consumption and the occurrence of this dermatitis has not yet been fully understood, a high incidence of this condition has been observed in alcohol-consuming individuals.

Evidence suggests that direct exposure to alcohol, such as handling alcoholic solutions or contact with alcohol-containing skin care products, may increase the risk of developing dermatitis. In addition, it has been observed that alcohol dermatitis may coexist with other skin diseases, such as contact dermatitis.

publica-articulo-revista-ocronos

The diagnosis of alcohol-related dermatitis is based on a combination of the patient’s medical history, physical examination and skin patch tests. Effectively treating this condition involves, first, discontinuation of alcohol consumption and, second, treatment of the cutaneous manifestations, which may include the use of emollient creams and topical steroids, depending on the severity of symptoms.

Keywords:

Alcoholic dermatitis, Alcohol, Skin peeling, Skin irritation, Skin barrier, Dermatological treatment.

Introducción

La dermatitis en las palmas de las manos posterior al consumo de alcohol es un problema dermatológico que ha sido objeto de estudio en los últimos años. Esta condición se caracteriza por la inflamación de la piel en la palma de las manos, manifestándose con enrojecimiento, sequedad y descamación. Aunque la relación entre el consumo de alcohol y la aparición de esta dermatitis aún no ha sido completamente comprendida, se ha observado una alta incidencia de esta condición en individuos consumidores de alcohol (1,4).

La dermatitis en las palmas de las manos es un trastorno dermatológico que afecta a un gran número de personas en todo el mundo. La piel en las palmas es altamente sensible y puede verse afectada fácilmente por diferentes factores externos, como el contacto con sustancias irritantes, la exposición a altas temperaturas o el consumo excesivo de alcohol, aunque el consumo de alcohol no es la única causa de esta afección. Se ha demostrado que la dermatitis alcohólica puede manifestarse de diferentes maneras, desde una presentación aguda a una crónica, lo que complica su diagnóstico en algunos casos (3,6).

La evidencia sugiere que la exposición directa al alcohol, como la manipulación de soluciones alcohólicas o el contacto con productos de cuidado de la piel que contienen alcohol, puede aumentar el riesgo de desarrollar dermatitis. Además, se ha observado que la dermatitis alcohólica puede coexistir con otras enfermedades cutáneas, como la dermatitis de contacto.

El diagnóstico de la dermatitis relacionada con el alcohol se basa en una combinación de la historia clínica del paciente, el examen físico y pruebas de parche cutáneo. Tratar eficazmente esta afección implica, en primer lugar, la suspensión del consumo de alcohol y, en segundo lugar, el tratamiento de las manifestaciones cutáneas, que pueden incluir el uso de cremas emolientes y esteroides tópicos, según la gravedad de los síntomas (2,3).

Un estudio realizado por María Cecilia y colaboradores en el 2013, investigaron la prevalencia de dermatosis en pacientes alcohólicos en comparación con un grupo de control en una muestra de 549 individuos. Los resultados mostraron que la prevalencia de dermatosis fue mayor en el grupo de alcohólicos (278), lo que sugiere una correlación con el alcoholismo, en el grupo de control (271) se encontró que las dermatosis más comunes fueron tinea pedis, dermatitis seborreica y onicomicosis. Además, se observó una asociación dosis-respuesta, donde aquellos individuos que consumían más alcohol presentaban mayor gravedad de la dermatitis (5).

Otros estudios han respaldado estos hallazgos, sugiriendo que el consumo excesivo de alcohol puede afectar negativamente la barrera cutánea y la función de la epidermis, lo que predispone a la aparición de dermatitis en las palmas de las manos. Se ha propuesto que el alcohol puede desencadenar una respuesta inflamatoria en la piel, causando irritación y enrojecimiento. Además, se ha postulado que el alcohol puede tener efectos deshidratantes en la piel, lo que puede llevar a daño y descamación (6,7).

Sin embargo, a pesar de esta evidencia, existen brechas en el conocimiento que aún no han sido abordadas. Por ejemplo, no se ha determinado completamente el mecanismo exacto mediante el cual el consumo de alcohol contribuye al desarrollo de la dermatitis en las palmas de las manos.

Además, no se han realizado estudios suficientes que analicen la relación entre la duración y frecuencia del consumo de alcohol y la severidad de la dermatitis. Estas son preguntas importantes que deben ser respondidas para comprender mejor esta relación y desarrollar estrategias de prevención y tratamiento más efectivas (8,10).

La relevancia clínica de investigar esta relación entre el consumo de alcohol y la dermatitis en las palmas de las manos radica en la necesidad de comprender los mecanismos subyacentes que contribuyen al desarrollo de esta condición. Si se logra establecer una conexión clara entre el consumo de alcohol y la aparición de dermatitis en las palmas de las manos, se podrían implementar estrategias preventivas y de tratamiento más efectivas para esta condición.

Además, la identificación temprana de esta dermatitis podría ayudar a diagnosticar y tratar otras condiciones subyacentes relacionadas con el consumo de alcohol, como la hepatopatía alcohólica.

Los principales objetivos de la investigación son determinar la prevalencia de dermatitis en las palmas de las manos en individuos consumidores de alcohol, investigar los factores de riesgo asociados a la aparición de esta condición y evaluar la eficacia de diferentes tratamientos para su manejo. Además, se pretende identificar posibles biomarcadores que permitan diagnosticar y monitorizar la evolución de esta dermatitis en individuos consumidores de alcohol.

Caso clínico

Inicio de atención y motivo: prurito en palmas de manos.

Datos de filiación

Paciente masculino de 26 años, mestizo, de religión católico, nivel de instrucción superior, estado civil casado, procedente de región urbano. Ocupación: abogado.

Grupo sanguíneo AB RH positivo.   

Antecedentes patológicos personales: no refiere.

Antecedentes quirúrgicos: no refiere.

Antecedentes patológicos familiares: no refiere.

Alergias o reacción adversa a medicamentos: no refiere.

Hábitos tóxicos: bebedor social.

Enfermedad actual 

Paciente masculino de 26 años con antecedentes descritos, acude a centro hospitalario por presentar un cuadro clínico de 72 horas de evolución caracterizado por prurito en palmas de las manos, más descamación y resequedad de las mismas. Acude a consulta para valoración médica.

El paciente refería que con ingesta de alcohol después de salir de un evento social presentaba dicha sintomatología.

Se trató al paciente con urea y fluocortina al 0.75%

La mejoría fue evidente al mes de control médico. Mas sin embargo el descuido del paciente y la falta de control al habito hizo que se recaiga con lesiones eccematosas y mucho prurito. Sensación de quemazón en las manos lo que impide sus actividades diarias.

Como segunda alternativa se planteó el uso de corticoide betametasona, más un ácido graso emoliente el LETI AT4. Evitar el contacto con sustancias químicas y reposo de actividades.

Mejorar hábitos dietéticos.

Discusión

La dermatitis alcohólica es una afección dermatológica que ha sido objeto de investigación en los últimos años debido a su conexión con el consumo de alcohol. Esta relación se basa en la evidencia de que el alcohol, tanto cuando se consume internamente como cuando entra en contacto con la piel de forma tópica, puede inducir respuestas inflamatorias en la dermis.

Esta respuesta inflamatoria puede manifestarse clínicamente como eritema, descamación, prurito y, en casos más graves, vesiculación en las palmas de las manos.

A nivel fisiopatológico, se cree que los metabolitos del alcohol, así como su capacidad para dañar la barrera cutánea, contribuyen a la aparición de la dermatitis. En este contexto, es crucial para los dermatólogos tener en cuenta el historial de consumo de alcohol en sus pacientes con síntomas cutáneos, ya que esto podría ser un factor desencadenante subyacente (9).

Un estudio por Gargi Taneja en el año 2021 analizó la prevalencia del trastorno por consumo de alcohol (AUD) en un grupo de 385 pacientes de ambos sexos, se encontró que la prevalencia de AUD era del 23% en pacientes con dermatitis, además se evidencio que los hombres con dermatitis tenían un patrón de consumo de alcohol más peligroso en comparación con las mujeres.

Los resultados de este estudio revelaron que aquellos que informaron un consumo excesivo de alcohol tenían un mayor riesgo de desarrollar dermatitis de contacto en comparación con aquellos que no consumían alcohol en exceso (11).

Otro estudio llevado a cabo investigó los mecanismos subyacentes de la dermatitis relacionada con el alcohol. Se encontró que el consumo excesivo de alcohol puede conducir a cambios en la función de barrera de la piel, lo que aumenta la permeabilidad y la susceptibilidad a los alérgenos.

Además, el alcohol puede actuar como una sustancia irritante directa, lo que resulta en inflamación y enrojecimiento de la piel, como es el caso el cual describe dos pacientes que presentaron erupciones cutáneas recurrentes, difusas, eritematosas y pruriginosas sospechosas de dermatitis de contacto.

Se cree que la etiología más probable fue el bálsamo del Perú dentro de las bebidas alcohólicas que llevó a la dermatitis de contacto sistémica (3,12).

Estos casos clínicos ilustran la diversidad en la presentación clínica de la afección. Se ha informado de pacientes que desarrollaron dermatitis alcohólica después de un consumo excesivo de alcohol durante un período prolongado, mientras que otros experimentaron síntomas cutáneos agudos tras la exposición a soluciones alcohólicas o productos de cuidado de la piel.

La variabilidad en el tiempo de inicio de la dermatitis en relación con el consumo de alcohol enfatiza la importancia de una historia clínica detallada y una alta sospecha clínica en pacientes con síntomas cutáneos y antecedentes de consumo de alcohol. Estos casos también resaltan la necesidad de una evaluación multidisciplinaria, ya que la dermatitis alcohólica puede ser un indicador de un problema más amplio de abuso de sustancias (3,5,11).

En cuanto a las consideraciones sobre el tratamiento y la gestión de la dermatitis relacionada con el alcohol, es fundamental adoptar un enfoque integral. La suspensión del consumo de alcohol es el primer paso esencial, ya que la exposición continua al agente desencadenante puede perpetuar los síntomas cutáneos.

Además, el manejo de las manifestaciones cutáneas es crucial. Se ha demostrado que el uso de cremas emolientes y la aplicación de esteroides tópicos pueden proporcionar alivio a los pacientes, particularmente en casos leves a moderados. Sin embargo, en episodios graves, la terapia tópica sola puede resultar insuficiente, y puede ser necesario considerar la terapia sistémica o la derivación a un especialista en dermatología (2,13).

A pesar de los avances en nuestra comprensión de la dermatitis alcohólica, es importante reconocer las limitaciones de este estudio. En particular, la falta de conocimiento completo sobre la fisiopatología de esta afección implica que no siempre es posible establecer una correlación directa entre el consumo de alcohol y el desarrollo de la dermatitis. Además, el diagnóstico de la dermatitis alcohólica se basa en una evaluación clínica, que podría ser subjetiva en algunos casos.

Las limitaciones del estudio también incluyen la falta de una muestra más amplia y la ausencia de un grupo de control. Por lo tanto, se requieren investigaciones adicionales, posiblemente con un enfoque en biomarcadores y estudios de imagen para una mejor comprensión de los mecanismos implicados y para una evaluación más precisa del impacto de las intervenciones terapéuticas.

Las futuras investigaciones deberían explorar más a fondo la relación entre la exposición al alcohol y la dermatitis, así como las implicaciones clínicas y terapéuticas en una población más amplia.

Conclusión

En conclusión, la gestión de la dermatitis alcohólica implica la suspensión del consumo de alcohol y el tratamiento de las manifestaciones cutáneas, que puede variar desde el uso de cremas emolientes hasta terapias más agresivas en casos graves. Sin embargo, las limitaciones en la investigación actual, como la falta de un grupo de control y la ausencia de biomarcadores definidos, destacan la necesidad de futuras investigaciones para mejorar nuestra comprensión de esta afección y desarrollar estrategias preventivas y terapéuticas más efectivas.

En última instancia, abordar la relación entre el consumo de alcohol y la dermatitis en las palmas de las manos tiene implicaciones clínicas significativas, no solo para el diagnóstico y tratamiento de esta afección cutánea, sino también para la detección temprana de problemas más amplios relacionados con el abuso de sustancias. La investigación futura en este campo es esencial para proporcionar una comprensión más completa y respaldar la atención integral de los pacientes con dermatitis alcohólica.

Referencias

  1. Hinton AN, Goldminz AM. Alcohol-Related Dermatitis: A Review. Dermatitis. 2020 May/Jun;31(3):185-190. doi: 10.1097/DER.0000000000000579. PMID: 32217881.
  2. Rosenthal A, Israilevich R, Moy R. Management of acute radiation dermatitis: A review of the literature and proposal for treatment algorithm. J Am Acad Dermatol. 2019 Aug;81(2):558-567. doi: 10.1016/j.jaad.2019.02.047. Epub 2019 Feb 22. PMID: 30802561.
  3. Ramachandran V, Cline A, Summey BT, Feldman SR. Systemic contact dermatitis related to alcoholic beverage consumption. Dermatol Online J. 2019 Sep 15;25(9):13030/qt3zg853qv. PMID: 31738848.
  4. Langan SM, Irvine AD, Weidinger S. Atopic dermatitis. Lancet. 2020 Aug 1;396(10247):345-360. doi: 10.1016/S0140-6736(20)31286-1. Erratum in: Lancet. 2020 Sep 12;396(10253):758. PMID: 32738956.
  5. Bruno MC, Vilela MA, Oliveira CA. Study on dermatoses and their prevalence in groups of confirmed alcoholic individuals in comparison to a non-alcoholic group of individuals. An Bras Dermatol. 2013 May-Jun;88(3):368-75. doi: 10.1590/abd1806-4841.20131829. PMID: 23793198; PMCID: PMC3754367.
  6. Adams KE, Rans TS. Adverse reactions to alcohol and alcoholic beverages. Ann Allergy Asthma Immunol. 2013 Dec;111(6):439-45. doi: 10.1016/j.anai.2013.09.016. PMID: 24267355.
  7. Fluhr JW, Darlenski R, Surber C. Glycerol and the skin: holistic approach to its origin and functions. Br J Dermatol. 2008 Jul;159(1):23-34. doi: 10.1111/j.1365-2133.2008.08643.x. Epub 2008 Jul 1. PMID: 18510666.
  8. Brownstone ND, Reddy V, Thibodeaux Q, Myers B, Chan S, Liao W, Bhutani T. Dupilumab-Induced Facial Flushing After Alcohol Consumption. Cutis. 2021 Aug;108(2):106-107. doi: 10.12788/cutis.0316. PMID: 34735321.
  9. M. Muñoz, C. Peña. Dermatitis atópica: Causas, síntomas y tratamiento [Internet].; 2015 [cited 2023 Nov 8]. Pe%C3%B1a/e70f5784c91e213d98ad7c55f49281 b0edb3a8ae
  10. Merlo A, Severeijns NR, Hendriksen PA, Benson S, Scholey A, Garssen J, Bruce G, Verster JC. Alcohol Consumption on the Heaviest Drinking Occasion and Hangovers during the First Dutch COVID-19 Lockdown. Int J Environ Res Public Health. 2022 Apr 3;19(7):4301. doi: 10.3390/ijerph19074301. PMID: 35409981; PMCID: PMC8998255.
  11. Taneja G, Das A, Kansal NK, Hazarika N. Increased Prevalence of Alcohol Use Disorder (AUD) in Psoriasis and Dermatitis (Eczema). Skinmed. 2021 Apr 1;19(2):120-127. PMID: 33938434.
  12. Heo Inhae, Gustavo Alberto Chiriboga-Larrea, Vladimir Vega-Falcón, Lina Neri Espinosa-Pire. Incidencia de dermatitis por uso de mascarillas y alcohol en personal médico durante la COVID-19 [Internet]. Revista Arbitrada Interdisciplinaria de Ciencias de la Salud. Salud y Vida.; 2022 [cited 2023 Nov 8]. Available from: https://www.semanticscholar.org/paper/In cidencia-de-dermatitis-por-uso-de-masc arillas-y-Inhae-Chiriboga-Larrea/86868 a45144d50c838a6377151c70c463d319bc9
  13. Wy sokińska M, Kołota A. Assessment of the Prevalence of Alcoholic Beverage Consumption and Knowledge of the Impact of Alcohol on Health in a Group of Polish Young Adults Aged 18-35: A Cross-Sectional Study. Int J Environ Res Public Health. 2022 Nov 22;19(23):15425. doi: 10.3390/ijerph192315425. PMID: 36497500; PMCID: PMC9737381.