Lo que Cruz Roja me enseñó un dia de cole

Incluido en la revista Ocronos. Vol. VII. N.º 7–Julio 2024. Pág. Inicial: Vol. VII; N.º 7: 195

Autor principal (primer firmante): Consuelo Corz Redol

Fecha recepción: 06/06/2024

Fecha aceptación: 03/07/2024

Ref.: Ocronos. 2024;7(7): 195

https://doi.org/10.58842/TRQG8673

Autores:

Consuelo Corz Redol (Administrativo – Aux. Administrativo – Telefonista – Celador)

Publica TFG cuadrado 1200 x 1200

Eva Villamarin Alvarez (Administrativo – Aux. Administrativo – Telefonista – Celador)

Maite Playan Buil (Administrativo – Aux. Administrativo – Telefonista – Celador)

María Yolanda Galvez Sanchez (Administrativo – Aux. Administrativo – Telefonista – Celador)

María Carmen Vargas Sanchez (Administrativo – Aux. Administrativo – Telefonista – Celador)

Eva María Beltran Saz (Administrativo – Aux. Administrativo – Telefonista – Celador)

Resumen

Hemos querido hacer éste artículo para poner en valor las tareas realizadas por entidades como Cruz Roja, en éste caso, que vienen realizando desde hace tiempo para concienciar y enseñar cuatro cosas a los niños que luego de mayores pueden servirles para salvar una vida y que todos podemos hacer, pero para eso hemos de haberlo aprendido.

Palabras y términos clave

publica-articulo-revista-ocronos

EGB, Cruz Roja, formación temprana, primeros auxilios, masaje cardiaco, respiración artificial, maniobra de Heimlich, obstrucción traqueal, vías aéreas superiores, atragantamiento, OVACE, muerte por asfixia.

Introducción

Una tarde, estando cursando EGB (entonces teníamos entre doce y catorce años) nos dijeron los maestros que ésa tarde iban a venir los de la Cruz Roja de Sariñena a enseñarnos lo que hacían. El hecho de no tener clase ésa tarde ya era motivo de jolgorio para nosotros los alumnos y para los padres, supongo, que una de esas tardes en que los profesores no tiene ganas de trabajar y les ponen actividades a los críos para tenerlos entretenidos…

Una tarde bien aprovechada y práctica

Hoy hacemos una mirada retrospectiva a lo que fue esa tarde y al hecho de haber aprendido más en ésa tarde, válganos la redundancia, que en algunas de las clases de las asignaturas de las clases habituales. Y decimos aprender, porque hubo aprendizajes que no hemos olvidado los que asistimos al maravilloso despliegue que Cruz Roja nos presentó.

Llegaron al patio de recreo todos uniformados, con una ambulancia, una camilla y un muñeco por el que fuimos pasando después de la explicación, todos, de dos en dos, a practicarle el masaje cardiaco y la respiración artificial. Eso fue lo primero. Hubo, sobre la marcha, preguntas, muchas preguntas, porque todos estábamos muy interesados en hacerlo bien. Lo hicieron muy ameno y se notaba que les gustaba tratar con críos y los críos lo notábamos, porque si no enseguida desconectas.

Después nos enseñaron a practicar la “maniobra de Heimlich”, nadie preguntó quién era el tal Heimlich, pero todos salimos con las indicaciones claras de cómo realizarla correctamente. Dijeron que era muy fácil de aprender y que si lo aprendíamos a hacer bien, que podíamos salvar una vida, la de alguien que se estuviera ahogando atragantado. ¡Interesante!. Yo no soy sanitario y ya la he hecho dos veces a personas en graves apuros con resultado satisfactorio (para él y para mí).

¿Quién fue Heimlich?

Su nombre completo era Henry Jay Heimlich Epstein. Nació un tres de febrero de mil novecientos veinte en Estados Unidos en Wilmington en el estado de Delaware y fallecería a los noventa y seis años de edad un diecisiete de diciembre en Cincinnati, Ohio.

Graduado por la Universidad de Cornell, en 1943 consiguió su doctorado el Medicina. Como médico estadounidense fue conocido por más cosas, más controvertidas, pero aquí vamos a ceñirnos al hecho de haber sido el desarrollador de esa maniobra que creó para la obstrucción traqueal de las personas. Sus conocimientos en el referido tema que nos ocupa los publicó en 1974 y sólo una semana después ya un periódico estadounidense se hace eco de la primera actuación aplicando ésta maniobra y salvando una vida.

La maniobra desarrollada por éste médico y cirujano torácico es un procedimiento rápido, utilizado en primeros auxilios, que ayuda a desobstruir vías aéreas superiores y liberarlas del bloqueo ejercido por un cuerpo extraño: cachito de comida, fruto seco, pequeño objeto, etc., que impide respirar a la persona afectada llegando a causarle la muerte por asfixia. Se trata de una técnica consistente en aplicar “compresiones abdominales”, muy efectiva pues, para salvar vidas.

Un hecho que no es tan conocido es el método que el doctor Heimlich utilizaría en su investigación. Fueron sus cuatro perros Beagle de los que se valió en la fase de experimentación. El procedimiento que siguió fue primeramente anestesiarlos y después librarles de obstrucciones en la tráquea. Puso así en práctica su maniobra con éxito gracias a los perros. Esta fue la colaboración de los perros para lograr la eficacia de ésta técnica. Curioso.

Naturalmente, el doctor Heimlich se aseguró de que sus perros no sufrieron daño alguno.

Se dio también la anécdota de que el anciano doctor Heimlich tuvo que practicarle la maniobra a una compañera de la residencia de ancianos en que vivían.

¿Cuándo y cómo realizar esas compresiones abdominales?

En lo que se refiere a adultos, hemos de abrazar a la persona afectada colocándonos detrás de ella y abrazándola con los dos brazos. Hemos de agarrar nuestro pulgar de la misma mano cerrándola en forma de puño. Luego apoyaremos el puño con el pulgar bajo el esternón, unos dos o cuatro dedos debajo. Colocaremos la otra mano envolviendo la anterior y con fuerza haremos una compresión rápida y brusca hacia arriba y hacia adentro. Heimlich mantenía que el aire que aun contenían los pulmones ayudaba en la compresión a expulsar lo que obstruía. Una vez hecha la maniobra hay que cerciorarnos de que ha expulsado el objeto que le estaba asfixiando.

¿Y en España cómo estamos afectados?

Pues en 2022, según el INE estamos afectados batiendo records propios, con una cifra de 3.546 muertes de ellas 1.641 eran mujeres y 1.905 eran hombres. Esto supone la segunda causa de muerte accidental en España, la primera son las caídas.

A éste tipo de accidente se le conoce médicamente con las siglas OVACE o lo que es lo mismo: Obstrucción de las Vías respiratorias por Cuerpo Extraño e indica y aconseja, como la medida más eficaz a tomar para intervenir en una OVACE, según publicación del INE, la comentada maniobra de Heimlich.

Conclusiones

La importancia en la formación temprana, nunca mejor dicho, de los niños en las aulas es vital y la responsabilidad e implicación de las instituciones en ello ha de ser continua. Éste es el mensaje que hemos querido hacer llegar con éste artículo.

Bibliografía

  1. https://www.srperro.com/consejos/curiosi dades/la-maniobra-de-heimlich-el-metod o-mas-utilizado-en-caso-de-atragantami ento-fue-posible-gracias-a-los-perros/ [Consultado el 16 de abril de 2024].
  2. https://opra.info/estadistica-de- atragantamientos-en-espana-2022/ [Consultado el 16 de abril de 2024].
  3. https://es.wikipedia.org/wiki/Man iobra_de_Heimlich [Consultado el 16 de abril de 2024].
  4. https://es.wikipedia.org/wiki/Hen ry_Heimlich#Biografia. [Consultado el 16 de abril de 2024].
  5. Manual de la Cruz Roja de primeros auxilios, 1999, El País Aguilar, Madrid. Open Library OL37870682M. [Consultado el 16 de abril de 2024].