Carcinoma basocelular: una visión general de la patología cutánea más común

Incluido en la revista Ocronos. Vol. VII. N.º 7–Julio 2024. Pág. Inicial: Vol. VII; N.º 7: 386

Autor principal (primer firmante): María Valeriana Ale Casilla

Fecha recepción: 10/06/2024

Fecha aceptación: 07/07/2024

Ref.: Ocronos. 2024;7(7): 386

Autores: y Categoría profesional:

María Valeriana Ale Casilla- TCAE

Marisol Inés Ale Casilla- TCAE

Publica TFG cuadrado 1200 x 1200

Claudia Mireya Ovando López- TCAE

Laura Cano Garcia- DUE

M José Gracia Bonafonte-TCAE

Ileana Corsei -TCAE

Palabras clave:

Cáncer, diagnóstico, tratamiento.

Resumen

Revisión bibliográfica acerca del carcinoma basocelular con toda la información relevante para entender este tipo de cáncer de piel, y como es la sintomatología, tratamiento y esperanza de vida.

publica-articulo-revista-ocronos

Introducción

El carcinoma basocelular (CBC) es el tipo más común de cáncer de piel, pero afortunadamente también es el menos agresivo. Aunque raramente metastatiza y tiene una tasa de mortalidad baja, aún requiere atención y tratamiento adecuados.

En este artículo, exploraremos en detalle esta forma de cáncer de piel, incluyendo su etiología, características clínicas, diagnóstico, tratamiento y pronóstico.

¿Qué es el carcinoma basocelular?

El carcinoma basocelular es un tipo de cáncer de piel que se desarrolla a partir de las células basales de la epidermis, la capa más externa de la piel. Es causado principalmente por la exposición crónica a la radiación ultravioleta (UV) del sol, aunque también puede ser influenciado por factores genéticos y ambientales.

Características clínicas del carcinoma basocelular

El carcinoma basocelular generalmente se presenta como una lesión cutánea en áreas expuestas al sol, como la cara, el cuello y las manos.

Las características clínicas de estas lesiones pueden variar, pero comúnmente incluyen:

  • Nódulos perlados o translúcidos: Son elevaciones de la piel con bordes bien definidos y vasos sanguíneos visibles.
  • Úlceras o erosiones: Pueden presentarse como áreas abiertas en la piel que no cicatrizan o que cicatrizan y vuelven a abrirse.
  • Parches rojos o marrones: A menudo se asemejan a manchas escamosas o ásperas en la piel.

Es importante destacar que el carcinoma basocelular puede tener una variedad de apariencias clínicas y puede confundirse con otras lesiones benignas de la piel. Por esta razón, es crucial buscar atención médica si se observa cualquier cambio sospechoso en la piel.

Sintomatología

El carcinoma basocelular (CBC) puede presentar una variedad de síntomas y manifestaciones clínicas, que pueden variar según el tipo de lesión y su ubicación en la piel.

Algunos de los síntomas y signos más comunes del CBC incluyen:

  1. Lesiones cutáneas: El síntoma más evidente del carcinoma basocelular es la presencia de una lesión cutánea en la piel, que puede tener varias apariencias, como un bulto perlado, una úlcera que no cicatriza, una lesión rojiza o marrón, o una mancha escamosa o cerosa. Estas lesiones pueden tener bordes elevados y perlados con vasos sanguíneos visibles, especialmente en el carcinoma basocelular nodular, o pueden ser más planas y de apariencia similar a una cicatriz, como en el carcinoma basocelular superficial.
  2. Sangrado: Las lesiones de carcinoma basocelular pueden sangrar ocasionalmente, especialmente después de un trauma leve o al rascarse.
  3. Dolor o molestias: En algunos casos, las lesiones de CBC pueden causar dolor o molestias, especialmente si están ubicadas en áreas sensibles de la piel, como la cara o los genitales.
  4. Cambios en la piel circundante: La piel alrededor de la lesión de carcinoma basocelular puede mostrar cambios, como enrojecimiento, hinchazón, sensibilidad o descamación.

Es importante destacar que, en algunos casos, el carcinoma basocelular puede ser asintomático y pasar desapercibido durante mucho tiempo. Por esta razón, es fundamental realizar un autoexamen de la piel regularmente y estar atento a cualquier cambio sospechoso en la piel, especialmente si tienes factores de riesgo conocidos para el desarrollo de cáncer de piel, como una historia previa de exposición al sol, antecedentes familiares de cáncer de piel o piel clara y propensa a quemarse fácilmente.

Si observas cualquier lesión cutánea que te preocupe o que muestre signos de crecimiento, cambio en la forma, color o textura, o cualquier síntoma asociado como sangrado o dolor, es importante consultar a un dermatólogo o médico de atención primaria para una evaluación adecuada y un diagnóstico preciso.

El diagnóstico temprano y el tratamiento oportuno son fundamentales para prevenir complicaciones y garantizar un buen pronóstico en el carcinoma basocelular.

Diagnóstico y tratamiento del carcinoma basocelular

El diagnóstico del carcinoma basocelular generalmente se realiza mediante una biopsia de la lesión cutánea sospechosa.

Una vez confirmado el diagnóstico, el tratamiento puede incluir:

  • Cirugía: La extirpación quirúrgica del tumor es el tratamiento principal para el carcinoma basocelular.
  • Curetaje y electrocoagulación: Este método implica raspar y quemar el tumor con una corriente eléctrica.
  • Terapia fotodinámica: Se utiliza una combinación de una crema fotosensible y luz para destruir las células cancerosas.
  • Radioterapia: En casos seleccionados, la radioterapia puede ser una opción de tratamiento, especialmente para tumores más grandes o difíciles de tratar.

Pronóstico y seguimiento

El pronóstico del carcinoma basocelular es excelente, con una tasa de curación cercana al 100% si se detecta y trata tempranamente. Sin embargo, es importante realizar un seguimiento regular con un dermatólogo después del tratamiento para detectar recurrencias y prevenir complicaciones.

Conclusiones

El carcinoma basocelular es una forma común de cáncer de piel que, si bien raramente es mortal, requiere diagnóstico y tratamiento adecuados. Con una detección temprana y tratamiento apropiado, la mayoría de los pacientes pueden esperar un excelente pronóstico y una recuperación completa.

Siempre es importante practicar una protección solar adecuada y examinar regularmente la piel en busca de cambios sospechosos. Si tienes alguna preocupación sobre tu piel o crees que puedes tener una lesión sospechosa, no dudes en buscar atención médica.

Bibliografía

  1. American Academy of Dermatology. (2021). [Basal Cell Carcinoma](https://www.aad.org/public/di seases/skin-cancer/basal-cell-carcinom a).
  2. National Cancer Institute. (2021). [Basal Cell Carcinoma Treatment](https://www.cancer.gov/types/ skin/hp/basal-cell-treatment-pdq).
  3. Skin Cancer Foundation. (2021). [Basal Cell Carcinoma](https://www.skincancer.org/sk in- cancer-information/basal-cell-carcinoma/).