El Auxiliar Administrativo y el Servicio de Urgencias

Incluido en la revista Ocronos. Vol. III. Nº 8– Diciembre 2020. Pág. Inicial: Vol. III;nº8:249

Autor principal (primer firmante): Andrea García Palacios

Fecha recepción: 4 de diciembre, 2020

Fecha aceptación: 23 de diciembre, 2020

Ref.: Ocronos. 2020;3(8):249

Autora: Andrea García Palacios

Categoría: Auxiliar administrativo

Resumen

La información administrativa es el primer contacto del ciudadano con el sector sociosanitario. A través de ella accede a sus derechos y obligaciones y a la utilización de sus bienes y servicios.

Publica TFG cuadrado 1200 x 1200

La función del servicio de urgencias es valorar al paciente para posteriormente, diagnosticarlo, tratarlo y evaluarlo. Por tanto el auxiliar administrativo es el profesional encargado de unir ambas funciones.

Introducción

El auxiliar administrativo c, como parte del personal estatutario integrante en hospitales y centros sanitario, es el facultado para facilitar la información adecuada al ciudadano. En el servicio de urgencias tanto esta información como el tratamiento del paciente deben ser especializados y conllevan una serie de particularidades.

Palabras clave: Información, tratamiento, servicio de urgencias.

Objetivos

Este artículo tiene como objetivo fundamental enlazar las funciones del auxiliar administrativo con los servicios de urgencias. Las actuaciones a realizar, los protocolos a seguir y la información pertinente al ciudadano.

Metodología

Para la elaboración de este artículo he obtenido los datos a través de Internet, en bases de datos como Google y Google académico además de consultar la normativa vigente. También he revisado páginas como:

  • www.asturias.es
  • www.hospitalario.es
  • www.saludcastillayleón.es

Resultados

La información asistencial es uno de los derechos más relevantes del paciente y la función de los auxiliares administrativos es ofrecer esa información. En el servicio de urgencias el personal sociosanitario, entre el que se encuentra, informará de la evolución del paciente y de las decisiones que el personal médico tomen respecto a su situación. Los procedimientos a seguir son:

Recepción o admisión

En esta área se recopilan los datos administrativos y la información necesaria para la filiación del paciente. Aquí se hace entrega de la pulsera identificativa que deberá llevar hasta que sea dado de alta. Si el estado del paciente exige que sea conducido directamente a la zona de clasificación o a los boxes, serán los familiares o acompañantes quienes deben realizar el trámite de admisión.

publica-articulo-revista-ocronos

Clasificación (Triaje)

Es un método de clasificación de la gravedad, sintomatología y problemas de salud que presenta un paciente cuando llega al servicio de urgencias y que permite definir la prioridad de la atención. La escala de priorización se hace en cuatro niveles.

auxiliar-administrativo-servicio-urgencias-gravedad-atencion

Como después de la clasificación inicial puede variar la situación de los pacientes, estos serán evaluados periódicamente, dependiendo de su situación previa, para identificar los cambios de estado clínico que puedan experimentar.

Atención clínica

La atención clínica en el servicio de urgencias se desarrolla en tres áreas:

  • Consultas: Es donde el paciente es historiado, explorado y evaluado por el médico
  • Salas: salas de espera tanto para pacientes ya valorados en consulta y que precisan algún tipo de tratamiento como para familiares y acompañantes. Existen dos salas asistenciales diferenciadas, una para adultos y otra pediátrica.
  • Boxes: espacio destinado a la atención de los pacientes que requieran la utilización de una cama y que presentan procesos de tratamiento inmediato o monitorizado para observar su evolución clínica.

Se facilitará la presencia de un acompañante, siempre que la situación asistencial del área y de los pacientes lo permita.

El 112

La Decisión del Consejo de las Comunidades Europeas 91/396/CEE, de 29 de julio, establece la obligación de los estados miembros de introducir el número telefónico 112 como llamada de urgencia. Se establece por tanto como número único de asistencia a la ciudadanía ante cualquier tipo de emergencia.

Tipos de urgencias según el orden de importancia

Urgencia en primer grado

Son consideradas urgencias en primer grado, por ejemplo, los problemas respiratorios que no pueden ser corregidos por sí solos, como la pérdida de conciencia, paro cardiaco, fracturas graves, pérdida excesiva de sangre (más de 1l), perforaciones torácicas, heridas abdominales fuertes…

Urgencia en segundo grado

No son tan graves como las anteriores, pero exigen ciertos cuidados y se mantiene el riesgo en la salud del paciente. Por ejemplo pérdida moderada de sangre (sobre 500cc.), quemaduras de tipo AB y B, daños craneoencefálicos con consciencia, lesiones dorsales…

Urgencia en tercer grado

Se trata de aquellas que pueden dar lugar a lesiones mortales si no son tratadas de inmediato. Pacientes con pocas posibilidades vitales. Entre ellas se encuentran, por ejemplo, las lesiones graves de columna vertebral, quemaduras en más de 40% del cuerpo, lesiones craneoencefálicas o torácicas graves

Clasificación de las urgencias por clases

Urgencia Clase IV

Pueden demorarse hasta un día para su atención, tiempo en el cual el paciente puede permanecer en observación para su valoración.

Urgencia Clase III

Tiempo de atención entre 40 y 60 minutos. Complicaciones en el paciente tales como dificultad al respirar, dolores de cabeza agudos, taquicardias leves, sangrado controlado, elevación de la temperatura, infecciones…

Urgencia Clase II

Tiempo de atención de 15 a 20 minutos. Pacientes con temperaturas sumamente elevadas, deshidratación, dificultades respiratorias que exigen colocación inmediata de oxígeno, hemorragias no controladas…

Urgencia Clase I

Atención inmediata. Pacientes con escasos signos vitales, traumatismos graves, evidencia de gran pérdida de sangre, infartos, accidentes cerebrales.

Conclusiones

El objetivo del auxiliar administrativo en los servicios de urgencias es organizar, gestiona, planificar y programar la actividad asistencial, así como dar el apoyo administrativo necesario. Deben conocer los protocolos a seguir en estos servicios así como la normativa vigente. Facilitar el tratamiento e información de forma clara y concreta y actuar conjuntamente con el resto del equipo sanitario para la mejor atención del paciente.

Referencias y bibliografía

  1. L 25/1997, de 26 de diciembre, de regulación del servicio de atención de urgencias 1-2-2.
  2. L 41/2002, de 14 de noviembre, básica reguladora de la autonomía del paciente y los derechos y obligaciones en materia de información y documentación clínica.
  3. L 55/2003, de 16 de diciembre, del Estatuto Marco del personal estatutario de los servicios de salud.
  4. Recuperado de:
    • https://www.astursalud.es
    • https://www.saludcastilla yleon.es/profesionales/ es/urgencias