Artículo monográfico: La alimentación durante el embarazo

Incluido en la revista Ocronos. Vol. V. Nº 9–Septiembre 2022. Pág. Inicial: Vol. V; nº 9: 174-7

Autor principal (primer firmante): Raquel Barrera Lozano

Fecha recepción: 15 de septiembre, 2022

Fecha aceptación: 20 de septiembre, 2022

Ref.: Ocronos. 2022;5(9): 174-7

Autora:

Raquel Barrera Lozano

Resumen

Se considera fundamental que toda la población, con independencia de su edad y sexo, siga una dieta equilibrada y saludable.

publica-TFG-libro-ISBN

Esto adquiere mayor relevancia en mujeres embarazadas ya que la alimentación y el estado nutricional durante esta etapa están relacionados con complicaciones que pueden aparecer tanto en la madre como en el feto.

Desarrollo

Resulta necesario que toda la población, con independencia de su edad y sexo, siga una dieta equilibrada y saludable.

Esto adquiere mayor importancia en mujeres embarazadas ya que la alimentación y el estado nutricional durante esta etapa están relacionados con el estado, la prematuridad, la mortalidad y la morbilidad del feto, así como con el estado de la madre durante el embarazo y posibles complicaciones durante este como diabetes gestacional, preeclampsia, parto prematuro, sangrado vaginal, problemas con la placenta, aumento excesivo de peso, probabilidades de necesitar una cesárea, cicatrización deficiente, anemia e infecciones en la madre, bajo peso al nacer… 1- 4.

Es importante seguir una dieta saludable y equilibrada y realizar ejercicio físico diario para el desarrollo de un embarazo saludable.

El valor que posee una dieta equilibrada y saludable durante el embarazo radica en la necesidad de atender las necesidades nutricionales de la madre y cumplir con los requerimientos nutricionales del feto. Esto es así ya que las mujeres embarazadas adquieren nuevas necesidades debido al propio embarazo y a rasgos personales de la mujer (IMC previo, embarazo múltiple…). Por ello es esencial adquirir unos correctos hábitos dietéticos a través de una educación y un asesoramiento nutricional ofrecidos por un profesional sanitario 1,4.

Durante el embarazo el aporte calórico se incrementará de forma progresiva con la evolución de este, por esta razón en el primer trimestre no sería necesario incrementar las calorías consumidas y a medida que la mujer se encuentra en el segundo y tercer trimestre se aumentaran unas 300 calorías aproximadamente. Las calorías que una mujer embarazada debe de consumir al día son de alrededor de 1800 calorías durante el primer trimestre, 2200 calorías durante el segundo trimestre y 2400 calorías por día durante el tercer trimestre.

Lo mismo ocurrirá con el peso, este aumentará gradualmente produciéndose de forma más significativa en el último trimestre, siendo necesario su control.

El control de peso es importante ya que según el índice de masa corporal (IMC) previo de la mujer el aumento de peso debería ser mayor o menor. Una mujer embarazada con un IMC normal (entre 20 y 25) la media de ganancia de peso será entre 11 y 16 kg, las mujeres con sobrepeso deberán aumentar el peso entre 4.5 y 9 kg y las mujeres por debajo de su peso recomendable o las mujeres con múltiples bebés (gemelos o más) deberán aumentar entre 16 y 20 kilogramos en el embarazo 1, 3,5.

Durante el embarazo se deben consumir alimentos saludables que contemplen las necesidades adicionales de algunos nutrientes, incrementando la cantidad de proteínas y micronutrientes (ácido fólico, vitamina D, calcio, hierro y yodo), si no es así pueden aparecer complicaciones durante el embarazo tanto para la madre como para el feto. Es fundamental el consumo de:

– Ácido fólico ya que evita la aparición de ciertos defectos congénitos. La mujer embarazada deberá tomar un suplemento durante el embarazo.

– Hierro ya que es importante para el crecimiento y desarrollo cerebral de su bebé.

– Calcio debido a que puede reducir su riesgo de preeclampsia, además se acumula en los huesos y futuros dientes de su bebé.

– Vitamina D ya que ayuda al calcio a formar los huesos y dientes del bebé. El consumo de alto de un suplemento puede ser perjudicial 1, 3,5.

Existe la creencia de que durante el embarazo es necesario comer por dos, es decir comer el doble, lo que no es así ya que una mujer embarazada debe comer para dos de forma adecuada. Por esta razón no es necesario llevar una dieta especial durante el embarazo, lo importante es seguir una dieta variada y equilibrada con porcentajes de nutrientes adecuados (50- 55% hidratos de carbono, 30- 35% grasa y 15- 20% proteínas), realizando cinco comidas diarias. Algunas recomendaciones para ello son:

– Realizar 5 comidas al día: toma un desayuno completo ya que debe ser la comida que aporte un mayor potencial calórico (compuesto por lácteos, frutas y cereales), una comida no muy abundante, una merienda ligera, cena pronto y evita picar entre horas.

– Aumentar el consumo de frutas, verduras y hortalizas, para cubrir los nuevos requerimientos de vitaminas y minerales.

– Consumir pescado 3- 4 veces a la semana (principalmente pescado azul), ya que aporta ácidos grasos omega- 3 y otros nutrientes esenciales, necesarios para el buen desarrollo del feto.

– Beber al menos 2 litros de agua al día (de 8 a 10 vasos).

– Evitar el consumo de alimentos con alto contenido en grasas y azúcares, así como los alimentos procesados.

– Moderar el consumo de sal.

Existe una serie de alimentos que se deben evitar durante el embarazo:

– Pescado que puede tener altos niveles de mercurio como el pez espada, el tiburón, el atún rojo o el lucio.

– Leche cruda y quesos frescos o de pasta blanda (Brie, Camembert, tipo Burgos o quesos latinos, mozzarella y quesos azules) si en la etiqueta no dice que estén hechos con leche pasteurizada.

– Frutas y hortalizas crudas que no se hayan pelado o lavado y desinfectado previamente (incluyendo ensaladas embolsadas y las consumidas fuera de casa).

– Brotes crudos (soja, alfalfa…).

– Huevos crudos o preparaciones elaboradas con huevo crudo como salsas y mayonesas caseras, merengues y pasteles caseros, helados caseros, ponches de huevo…

– Carne cruda (como carpaccios) o carne poco hecha.

– Patés refrigerados.

– Pescado crudo (tipo sushi, sashimi, ceviche, carpaccios), pescado ahumado refrigerado o marinado, así como ostras, almejas o mejillones crudos.

– Alimentos preparados que contengan vegetales, huevo, carne, fiambres, pescado y derivados.

– No consumir zumos envasados no pasteurizados.

– No consumir bebidas alcohólicas.

– Evitar cafeína.

Se considera fundamental seguir unas normas básicas en la manipulación de alimentos para evitar la aparición de algo infección.

– Lavado de manos con jabón y agua caliente, al menos durante 20 segundos, antes y después de manipular los alimentos, tras contactar con cualquier material sucio (pañales, residuos, animales) y especialmente después de usar el cuarto de baño.

– Lavado de superficies y los utensilios de cocina tras el contacto con carne, pescados, aves de corral, frutas y vegetales no lavados y cualquier otro alimento crudo.

– No almacenar alimentos cocinados en el frigorífico durante mucho tiempo y guardarlos en recipientes cerrados, separados y lejos de los quesos y los alimentos crudos.

– Mantener una temperatura correcta en el frigorífico (4º C o menos).

– Lavado de frutas y hortalizas crudas.

– Cocinar completamente las carnes y el pescado 1, 3, 6,7.

Conclusiones

La educación y el asesoramiento nutricional provocan efectos positivos, tanto en la madre como en el feto, disminuyendo el riesgo de complicaciones y promoviendo la adquisición de hábitos de vida saludables 2.3.

Para ello los profesionales de Enfermería realizan un papel fundamental al tener un trato directo y cercano con los pacientes favoreciendo la adquisición de conocimientos, el desarrollo de capacidades para su autocuidado y el empoderamiento sobre su propia salud 8,9.

Bibliografía

Autor/es. Título [Internet]. Lugar de publicación: Editor; Fecha de publicación [revisado; consultado]. Disponible en: dirección electrónica.

  1. Medline Plus. Nutrición durante el embarazo [Internet]. Medline Plus; [última actualización 29 de noviembre de 2021, consultado 4 de agosto de 2022]. Disponible en: https://medlineplus.gov/spanish/ pregnancyandnutrition.html
  2. Medline Plus. Cuidados durante el embarazo [Internet]. Medline Plus; [consultado 4 de agosto de 2022]. Disponible en: https://medlineplus.gov/ spanish/ency/article/007214.htm
  3. Medline Plus. Comer bien durante el embarazo [Internet]. Medline Plus; [revisado el 10 de mayo de 2020, consultado 4 de agosto de 2022]. Disponible en: https://medlineplus.gov/spanish/ ency/patientinstructions/ 000584.htm
  4. Medline Plus. Comer bien durante el embarazo [Internet]. Medline Plus; [última actualización

29 de noviembre de 2021, consultado 4 de agosto de 2022]. Disponible en: https://www.enciclopedia- infantes.com/nutricion- embarazo

  • 5. CEDJE. Nutrición- embarazo [Internet]. Enciclopedia sobre el desarrollo en la primera infancia; [última actualización en abril de 2017, consultado 4 de agosto de 2022]. Disponible en: https://medlineplus.gov/ spanish/ency/ patientinstructions/000603.htm
  • 6. Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición. Alimentación segura durante el embarazo [Internet]. AECOSAN; [consultado el 5 de agosto de 2022]. Disponible en: https://www.aesan.gob.es/AECOSAN/ docs/documentos/para_consumidor/ embarazadas.pdf
  • 7. SEEN. Recomendaciones de Nutrición de la SEEN en el embarazo [Internet]. [Internet]. Ministerio de Sanidad; [consultado el 5 de agosto de 2022]. Disponible en: https://www.sanidad.gob.es/ciudadanos/ proteccionSalud/mujeres/recomendaciones/ recEmbara zo.htm
  • 8. Vaquerizo Rodríguez A, Benítez Rubio FJ, Gutiérrez Fernández AM, Gómez Correa P. El papel de la Enfermería en el empoderamiento para la salud. ResearchGate [Internet] 2018 [consultado el 6 de agosto de 2022]; 4 (15): 127- 137. Disponible en: https://www.researchgate. net/profile/Angel- Clemente-  Remon/publication/350054985 _Entrenamiento_ combinado _para_personas_mayores_estudio_ de_caso/links/604e63e2458 515e529abcbc7/ Entrenamiento- combinado- para- personas-  mayores- estudio- de- caso.pdf#page=128
  • 9. García CP, Gallegos- Torres RM. El papel del personal de Enfermería en la educación para la salud. Horizonte de Enfermería [Internet] 2020 [consultado el 6 de agosto de 2022]; 30 (3): 271-

285. Disponible en: http://www.cuadernos.info/index. php/RHE/article/view/10870

close

BOLETÍN DE NOVEDADES

Datos opcionales:

(En ocasiones enviamos información específica para una zona o categoría concreta)

He leído y acepto la Política de Privacidad *

Ver Política de Privacidad y Aviso legal

Su dirección de e-mail solo se utilizará para enviarle nuestra newsletter, así como información sobre las novedades de la revista y Editorial Ocronos. Puede utilizar el enlace integrado en la newsletter para cancelar la suscripción en cualquier momento.